Ginecología

Tengo un prolapso leve, pero me molesta. ¿Puede empeorar?

Me diagnosticaron un prolapso de vejiga leve. Me dijeron que no tenía importancia y que no era necesario tratarlo. Pero a mí me molesta y me preocupa. He leído que podría tener relación con mis problemas de estreñimiento, ¿es verdad? ¿No hay nada que pueda hacer, como algún tipo de rehabilitación?

Por el Dr. Santiago Palacios - Ginecólogo

Al prolapso los ginecólogos lo llamamos cistocele y efectivamente hay tres grados: leve, moderado y severo.

Los motivos por los que se da esta debilidad del suelo pélvico son, fundamentalmente, los relacionados con el embarazo y los partos vaginales.

Después de la menopausia, debido a edad y a la pérdida de estrógenos, el colágeno de la zona que “sujeta” la vejiga, y de los ligamentos, disminuye, lo que posibilita ese descenso.

Hay que procurar no hacer esfuerzos ya sea al ir al baño o al saltar, toser... para evitar una posible incontinencia urinaria o que el prolapso vaya a más.

Además, es importante mejorar la musculatura del suelo pélvico con los ejercicios de Kegel. Si no es suficiente para tratar el caso y este se agrava, se podría tratar con láser vaginal.