habitos esperanza vida

A la hora de marcar los años que vamos a vivir qué es más importante, ¿la genética o nuestro estilo de vida? ¿Cómo influyen ambos factores en nuestra longevidad?

A esto han tratado de responder científicos de la Universidad de Edimburgo (Reino Unido) en un amplio estudio publicado en Nature. Algunos de los resultados han sido, como poco, sorprendentes.

Estudiar puede hacerte vivir más años

¿Sabías que la educación es uno de los principales factores que pueden hacer que vivamos más o menos? “Los años de educación se han mostrado, de lejos, como el factor que más influye en la esperanza de vida”, apuntan los autores en el informe.

Es el factor que más influye en positivo, según los autores

Los datos no dejan lugar a dudas: una vez superada la educación obligatoria, por cada año de más estudiado la esperanza de vida aumenta hasta 11 meses.

Relacionado con este artículo

  • Saber Vivir te aconseja: Nunca es tarde para aprender. Opciones hay muchas: un nuevo idioma, un curso de una afición en la que quieras profundizar (fotografía, música…). Y, por qué no, esa carrera que siempre has querido hacer.

Los kilos de más no solo afectan a tu figura

Seguro que alguna vez has pensado que no pasa nada porque te sobre un poco de peso. Los hallazgos de este estudio pueden hacerte cambiar de idea. Por cada “kilito” extra tu esperanza de vida puede reducirse hasta 7 meses, señalan los autores.

Relacionado con este artículo

  • Saber Vivir te aconseja: Si necesitas adelgazar, hazlo pero sin arriesgar tu salud. Huye de las dietas milagro que favorecen el efecto yo-yo y pueden provocar efectos nocivos para tu salud a medio y largo plazo (déficit de nutrientes, daños en el hígado y el riñón…).

Una razón más para dejar de fumar

El tabaco es uno de nuestros peores enemigos. Fumar perjudica la salud del corazón, los huesos, los pulmones… de todas las células del cuerpo en general. Pero además de vivir peor, los cigarrillos pueden acortar nuestra esperanza de vida.

Un 23% de los españoles sigue fumando

Fumarse un paquete al día (20 cigarros) de forma habitual resta casi 7 años de vida según el estudio. Afortunadamente, dejarlo puede revertir este perjudicial efecto, aseguran los investigadores.

  • Saber Vivir te aconseja: Si ya has intentado dejar de fumar y no lo has conseguido, no tires la toalla porque con las estrategias adecuadas dejarlo es posible.

La felicidad también ayuda

Aunque la incidencia en la esperanza de vida es menor que la de los factores anteriores, según publica Nature, tu manera de ver las cosas también influye en los años que vas a vivir.

Relacionado con este artículo

Los autores del informe lo dejan claro: “Desde la administración pública no solo hay que centrarse en la salud física, para aumentar la esperanza y la calidad de vida también se debe fomentar el bienestar general”.

  • Saber Vivir te aconseja: Incluir en tus menús alimentos ricos en triptófano (plátanos, legumbres con cereales…), no saltarte ni una de las cinco comidas diarias, dar un paseo de 10 minutos para que te toque el sol y dormir lo suficiente te ayudará a sentirte mejor… y más feliz.

¿Hasta qué punto influye la genética?

Ya hemos visto que el estilo de vida puede condicionar, y mucho, los años que vives y cómo lo haces. ¿Pero qué hay de la genética? ¿Cuáles son los genes que más pueden influir en nuestra longevidad?

La investigación, en la que han participado más de 600.000 personas de orígenes diferentes (europeo, australiano, norteamericano…) demuestra que son dos las variaciones genéticas que más condicionan nuestra esperanza de vida.

Relacionado con este artículo

  • Una, positiva, está relacionada con genes que influyen en el sistema inmune, y puede hacernos ganar 6 meses de vida.
  • Otra, negativa, dificulta una correcta regulación del colesterol en sangre, y puede hacernos perder hasta 8 meses de vida.

Los factores modificables determinan más la longevidad

Pero, aunque la genética sea importante, no la podemos cambiar (de momento). Lo que sí podemos hacer, tal y como aconsejan los autores del informe, es apostar al máximo por un estilo de vida saludable. Algo que, se ha demostrado, puede hacerte ganar incluso años de vida.

Por eso desde Saber Vivir te recomendamos que, además de combatir los malos hábitos, incorpores a tu día a día pequeños gestos que, en segundos, pueden darte salud.