niños ambiente limpio

Actualizado el

Que está aumentando la incidencia de las alergias y las enfermedades autoinmunes (aquellas en las que el sistema inmunitario ataca a nuestras células y tejidos sanos por error), es un hecho que pocos cuestionan. Pero, ¿qué razones hay detrás de esta preocupante tendencia? ¿Qué factores intervienen?

la Hipótesis de la higiene

Una de las primeras respuestas que propuso la ciencia para explicar este fenómeno, fue la enunciada por David Strachan en 1989. Este epidemiólogo defendió la tesis de que la exposición infantil a los microbios y a determinadas infecciones ayuda a que el sistema inmunitario se desarrolle.

  • De modo que, según su teoría, una sociedad como la actual en la que prevalece la creación de un entorno lo más higiénico posible, está perjudicando el correcto desarrollo del sistema inmunológico de los más pequeños.

África González, Presidenta de la Sociedad Española de Inmunología (SEI) y Directora del Centro de Investigación Biomédica (CINBIO), considera que “es cierto que cada vez hay más alergias, pero también lo es que desde hace unos años convivimos con muchos productos contaminantes inexistentes hace unos años”.

Este hecho hace que “no se pueda asegurar con rotundidad que exista una sola razón para la proliferación de las alergias”, sostiene la experta quien defiende que “lo que verdaderamente determina que una persona desarrolle o no una alergia será la influencia conjunta de la genética, la alimentación y el ambiente”.

Relacionado con este artículo

  • Más allá va el Doctor José Manuel Zubeldia, Jefe del Servicio de Alergia del Hospital General Universitario Gregorio Marañón, quien afirma que “el aumento de las enfermedades alérgicas se debe a una disminución en el número de infecciones que sufren los individuos. Esto es consecuencia, entre otras cosas, de las políticas preventivas, el desarrollo de patrones de limpieza y el tratamiento antibiótico”. Como vemos, hay ciertos avances que pueden revertir en un aumento de la hipersensibilidad.

LIMPIAR LO NECESARIO, NO MÁS

Con la llegada del primer bebé a la familia, la obsesión por la limpieza es algo habitual, e incluso podría decirse que inevitable. Y es que, todos los padres y, especialmente, los primerizos, quieren crear y mantener el mejor ambiente para los hijos. Ahora bien, la cuestión es si “mejor” significa también el entorno más pulcro.

Relacionado con este artículo

La experta en inmunología aconseja no obsesionarse con la limpieza de la casa y nos insta a aplicar el sentido común. Además, por lo que respecta a la higiene del niño, nos recuerda que “los bebés cuando nacen tienen la piel muy sensible y es mucho mejor hidratarles con aceites que lavarles en exceso con jabones”.

“Alterar el pH de la piel puede favorecer la creación de un foco de bacterias”

¿perros en EL HOGAR?

Si se hiciera una encuesta, uno de cada cinco se decantaría por el sí. Y es que en el 21,9% de nuestros hogares uno de sus miembros es un perro. En general, la convivencia con animales se considera una costumbre acertada, sobre todo desde la perspectiva del desarrollo emocional de los pequeños de la casa.

Relacionado con este artículo

  • Sin embargo, desde el punto de vista de la higiene y su influencia en la aparición de alergias, la postura de la especialista es menos positiva. “Una mascota que vive en un entorno tan limpio como es el de los actuales hogares, se convierte en posible un foco de alergias”, advierte González. Un riesgo que se puede minimizar si “limpiamos correctamente, es decir, si eliminamos el pelo que suelta el animal”, concluye.

CÓMO Fortalece el sistema inmunológico del bebé

Según la inmunóloga África González, “hay evidencias científicas suficientes que demuestran que la lactancia materna mejora el sistema inmunológico y protege la salud de los bebés. A través de la leche, la madre pasa unos anticuerpos llamados IgA que protegen las vías respiratorias y digestivas del niño”.

  • Así como el consenso en la comunidad científica acerca de las bondades de amamantar es muy elevado, no lo es tanto cuando hablamos de si el nacimiento por cesárea podría debilitar el sistema inmunológico del recién nacido.
  • Tal y como explica la experta, “cuando el niño nace por parto vaginal se expone a los patógenos de la flora vaginal saprofita (microorganismos que viven en vagina).
  • Esto supone el inicio del desarrollo del sistema inmunológico del bebé, cosa que no se produce en una cesárea". Eso, según la especialista "puede afectar al sistema inmunológico pero no determinar su desarrollo.