kilos falsos OCU

Actualizado el

Cuando se acerca el buen tiempo, es difícil resistirse a la tentación de probarnos bañadores y, al vernos, pensar que así no, que hay que quitarse esos kilitos de más para lucir bien en la playa. Y es de esos momentos de baja autoestima de los que se nutren muchas campañas de dietas milagrosas y productos que parecen poseer poderes sobrenaturales para hacernos adelgazar.

La fórmula ideal

Pero deberíamos tener claro que la mejor dieta es la que incluye una alimentación saludable y equilibrada, con productos frescos y siempre adaptada a nuestras circunstancias y necesidades.

El adelgazante perfecto es aumentar nuestra actividad física, tanto en nuestra vida diaria, andando más o subiendo escaleras, como con actividades deportivas más o menos planificadas, que se ajusten a nuestro ritmo de vida. Todo lo demás es falta de rigor y productos fraudulentos.

La mejor dieta es la que incluye una alimentación saludable y equilibrada

OCU lleva tiempo tratando de combatir este tipo de campañas que, tras la imagen de tentadoras y sugerentes propuestas que proponen soluciones rápidas y fáciles para adelgazar, lo que esconden de verdad son remedios ineficaces que no hacen más que confundir a los consumidores.

  • Con este fin, OCU propone a todos los que de verdad buscan instalarse en los hábitos saludables que sigan los consejos que encontrarán en su guía Sin kilos de más, que se puede conseguir de forma gratuita llamando al teléfono 900 907 421.

Nuestro objetivo es denunciar la falta de rigor que existe en muchos productos y servicios que ofertan soluciones fáciles para perder peso. Adelgazar requiere una determinación personal para modificar nuestros hábitos de vida, adquiriendo otros más saludables que, por supuesto, incluyen la alimentación y la actividad física. Hace falta constancia y voluntad”, declara la OCU.

La tentación de los productos "mágicos"

Detrás de descripciones que parecen destinadas a convertirnos en Adonis o Venus, hay productos que incumplen las reglas mínimas de etiquetado.

Las dietas o productos milagro pueden poner en riesgo nuestra salud

Muchos hemos caído (o conocemos personas en nuestro entorno cercano) en la tentación de hacer dietas o de adquirir productos que venden un estilo de vida sano. Luego nos damos cuenta de que encontrar el peso que nos haga felices y mantenerlo es algo que está en nuestra mano y no se consigue comprando un producto.

Es un deber de OCU ayudar a los consumidores a diferenciar las propiedades reales de los alimentos de aquellas que han sido exageradas o distorsionadas por los fabricantes para hacernos creer lo que no es.

Aprender a llevar una vida sana es un objetivo posible.

¡Un hurra por la vida sana!