Por Pablo Cubí, periodista

rebrotes espana

Las autoridades sanitarias han visto como han crecido los brotes de coronavirus en los últimos siete días.

Es el periodo en el que España ha vuelto a recuperar la vida habitual o la "nueva normalidad", como lo bautizó el Gobierno.

Era previsible que se produjeran brotes pues el coronavirus sigue circulando por nuestro país. Pero los pequeños focos se habían reducido y ahora esa tendencia se ha parado.

LA CURVA VUELVE A SUBIR

El final del estado de alarma definitivamente ha supuesto un cambio en la estadística de la pandemia en España: la curva vuelve a subir.

"El total de notificados en los últimos siete días es un poquito mas alto", ha admitido el doctor Fernando Simón, director del Centro de Coordinación de Emergencias y Alertas Sanitarias.

  • Las nuevas notificaciones son 331 cuando habíamos estado unas cien por debajo.

Los asintomáticos son ya al 60% de los nuevos casos detectados

El doctor Simón, siempre comedido, ha puntualizado que puede ser en parte a que "se detecta mucho más y mejor los casos".

También ha habido un fuerte incremento de asintomáticos. Ahora son casi el 60% de nuevos casos.

  • Se consiguen detectar por un buen rastreo de los contactos de casos ya diagnosticados. Si no, es imposible para el sistema dar con ellos.

Pero el peso real de los asintomáticos en el contagio de la pandemia aún está en discusión. El doctor Simón insiste en que "no contagian tanto".

ONCE BROTES BAJO VIGILANCIA

En estos momentos en España hay 51 brotes detectados, en toda la geografía.

Afortunadamente, algunos que llamaron mucho la atención mediática, como los de los hospitales de Basurto y Txagorritxu, en Euskadi, están a punto de darse por concluidos.

Los brotes se consideran solucionados cuando pasan 14 días sin nuevas notificaciones. Aunque por precaución no se cierran hasta que pasa un mes.

  • Hay 11 brotes que sí están centrando la atención de las autoridades sanitarias.

Preocupan especialmente el de Huesca, donde se ha retrocedido en cuatro comarcas a las fase 2, y el brote de Lérida, situado en la frontera con Huesca.

Se calcula cuantos casos diagnosticados hay por cada 1.000 habitantes

De hecho, Aragón tiene ahora una situación que la UE consideraría peligrosa. Basándonos en el criterio de casos diagnosticados por cien mil habitantes, esta comunidad está prácticamente en 24. La media de la UE es 16.

También preocupa Navarra, con 9,32 y especialmente Cataluña, con 8,09. No hay que olvidar que en una zona tan poblada como Barcelona, eso supone un fuerte aumento de casos.

LA SITUACIÓN DE LOS TEMPOREROS

En algunos hospitales catalanes, como el Vall d´Hebrón, ya han avisado que han notado este incremento.

Sin embargo, la atención está puesta ahora sobre los temporeros recolectores de la fruta en las zonas de Huesca y Lérida.

Las condiciones de vida de los temporeros facilitan el contagio

El doctor Simón pidió que no se los culpabilizara, pues son las condiciones laborales las que están detrás de estos brotes:

"Son trabajadores que duermen en cama caliente, turnándose por ocuparla o que muchas veces viven en grupos mucho más amplios de lo que suele ser una vivienda habitual", ha recordado el coordinador de alertas.

  • Todo lo cual hace que el riesgo de contagio sea mayor. También los contratadores del sector de la fruta han admitido que les consta que hay casos, aunque no disponen de medios para aislarlos.

SE ABREN LAS FRONTERAS EUROPEAS

Y toda esta situación coincide con la apertura desde este 1 de julio de las fronteras de la Unión Europea.

De momento, la UE ha llegado a un acuerdo provisional que de hecho mantiene la prohibición a una gran mayoría de países:

  • Entre ellos los más afectados hoy por la pandemia de la Covid-19: Estados Unidos, Brasil, India y Rusia.
  • Vendrán, eso sí, de Corea del Sur, Marruecos o Uruguay. Y, sobre todo, de otros países de la UE.

España vive en buena parte del turismo y hemos de asumir el riesgo de dejar entrar nuevos casos no detectados en el país de origen.

"Nuestras fronteras no están blindadas -ha recordado el doctor Simón-. No vamos a detectar todo hagamos lo que hagamos. Ni nosotros ni nadie."

Pese a que el volumen importante se espera que entre por avión, las autoridades sanitarias avisan que hay que ser especialmente cuidadosos en el caso de los cruceros.

Un crucero puede facilitar la propagación de un contagio

Como ya se vio al principio de la pandemia, los cruceros pueden suponer un problema. Llevan a miles de personas entre tripulación y turistas en un espacio pequeño con mucha interacción.

Un caso puede contagiar rápidamente sin dar síntomas y son mucha gente bajando de golpe a una localidad costera.

Tags relacionados