Covid-19: cómo ha cambiado nuestra forma de comprar en el súper

Ahora vamos menos al supermercado, pero llenamos más el carro. También pasamos más tiempo en casa y, con los restaurantes cerrados, cocinamos mucho más. Esta crisis sanitaria ha cambiado nuestros hábitos de consumo. Está por ver si será de forma temporal o algo quedará.

Actualizado a
Diana Llorens
Diana Llorens

Periodista

cambio habitos consumo

La pandemia de Covid-19 y el estado de alarma han cambiado de forma radical nuestros hábitos de consumo, tanto en relación a lo que compramos como a la manera lo hacemos.

Este es un repaso de la huella que ha dejado el coronavirus en este aspecto:

Vamos menos al súper

Una consecuencia clara del confinamiento es que vamos menos veces al supermercado, pero la cesta de la compra es mayor en cada visita.

  • Concretamente, en España un 73% afirma ir con menor frecuencia a la compra según datos de la consultora Oliver Wyman obtenidos en encuestas y el análisis de conversaciones en redes sociales en el mes de abril.

estamos Cocinando más

El hecho de que los restaurantes todavía no puedan abrir y que debamos pasar más tiempo en casa, ha hecho que muchas personas vuelvan a cocinar o algunos descubran la cocina por primera vez.

  • Así lo confirma una encuesta de la OCU de mediados de abril: un 51% de los españoles señalaba que ahora cocina más en casa, frente a solo un 4% que reconocía que lo hace menos.

también Comemos más

El 37% de los consultados por la OCU indicó que consume más comida, frente al 14% que lo hace menos.

  • En cuando a los hábitos saludables, un 20% de los hogares dice comer más de manera más saludable, frente al 19% que reconoce lo contrario.

Desperdiciamos menos la comida

Estar más tiempo en casa conlleva que mejoremos algunos hábitos:

  • Según la OCU, un 35% de los españoles planifican sus menús, lo que contribuye a que el 35% haya reducido el desperdicio de alimentos.

Gastamos más... porque han subido los precios

Según los datos de Oliver Wyman, el 29% de los encuestados en España indicaron que gastan más en alimentación.

Aunque probablemente el motivo no es que compremos más, sino que los compramos más caro.

  • Los datos del IPC del mes de abril que ofrece el INE muestran que los precios de los alimentos han subido notablemente en las últimas semanas.
  • Destaca la subida de precios de los productos frescos, que en abril subieron un 2,6% respecto al mes de marzo.
  • El mayor incremento de precios se dio en las legumbres y hortalizas frescas (10,4% más respecto al mes anterior), el marisco fresco (3,5%), el pescado fresco (2,7%) y las patatas (2,6%).
  • Curiosamente los productos frescos han sido precisamente los más demandados en la segunda etapa del confinamiento.

Hemos gastado mucho en comida y en productos de limpieza

  • Entre los productos envasados, destaca la subida del precio de la pizza (3,6%) y la pasta y los zumos de frutas (2,5%).
  • También los productos de limpieza del hogar, que se encuentran entre los más consumidos en el confinamiento, han subido de precio: un 1,2% respecto a marzo.

hemos cambiado se súper... si ha hecho falta

Entre los españoles encuestados por Oliver Wyman, un 29% afirmó que ha cambiado de supermercado de forma temporal y un 6% declaró que ha cambiado de supermercado de forma definitiva.

  • Por otro lado, también somos menos fieles a las marcas que consumíamos habitualmente. Una de las razones principales que dan los españoles es muy sencilla: el 63% no encontraba el producto deseado en la tienda.

compramos más online

El canal online ha visto incrementar sus ventas ya que muchos consumidores optan por él para evitar ir al supermercado.

  • El 6% de los españoles se han cambiado a la compra por internet al menos temporalmente y un 4% afirma haberlo hecho de forma definitiva, según datos de Oliver Wyman.

¿Comeremos mejor en la ‘nueva normalidad’?

Parece que sí, o al menos este es el buen propósito que se hace gran parte de la población para cuando acabe la crisis sanitaria.

  • Un 38% de los españoles afirma que una vez pasada la crisis cocinará más en casa y, además, consumirá alimentos más saludables (21%).
  • El 40% afirma que comprará más producto de proveedores locales.