Por Pablo Cubí, periodista

posible colapso sistema sanitario

Uno de los principales motivos del confinamiento de marzo en España fue para evitar el colapso del sistema sanitario.

Sobre todo preocupaban las UCI, donde algunos hospitales tuvieron que multiplicar por 4 o por 5 veces su capacidad. Eso ni está pasando ni se espera que se repita, pese a las cifras de contagios actuales.

Crece el número de casos y es cierto que hay centros sanitarios tensados por el número de pacientes. Pero son casos puntuales.

Se ha vivido en Lérida, en Zaragoza o ahora en Madrid.

“NO HAY PRESIÓN EN LOS HOSPITALES”

Desde el Ministerio de Sanidad insisten en que, en líneas generales, el sistema hospitalario está bajo control.

No hay una presión excesiva en los hospitales”, ha asegurado el doctor Fernando Simón, director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias.

Los centros sanitarios no se han podido relajar completamente y tener todo el personal las largas y merecidas vacaciones.

Pero las elevadas cifras de contagios de este final de agosto no se reflejan en una mayor ocupación de camas. La covid-19 supone ahora el 5% de ingresos (,frente al 55% del pico de la pandemia) hospitalarios.

Para una sola enfermedad es una cifra importante, aunque no exagerada”, ha señalado el doctor Simón.

HAY INGRESOS Y TAMBIÉN ALTAS

Esta situación se explica porque ahora los casos son en gente más joven y, en general, menos graves.

  • Hay más de 6.000 ingresados por covid-19
  • 715 están en la UCI.
  • Los ingresos nuevo esta semana han sido más de 1.600.

Los casos de covid-19 ocupan un 5% del total de camas hospitalarias

Sin embargo, en España, el nivel de ocupación total ha bajado. El motivo es que se han dado más altas, pacientes que se han curado, que ingresos.

El nivel de hospitalización media en España ha bajado

Las comunidades autónomas con subidas más fuertes son Madrid (13% de ocupación), País Vasco (10%) y Baleares (9%).

También Aragón tiene una tasa alta (13%), por haber tenido un pico fuerte las pasadas semanas, aunque ya está claramente en descenso.

LA ATENCIÓN PRIMARIA SE RESIENTE

Quienes sufren “algo más de saturación”, como ha reconocido el doctor, son los centros de atención primaria.

Es allí donde ahora se concentra la mayor parte de la recepción de posibles pacientes, diagnóstico y vigilancia.

Se están dando incrementos significativos y parte del personal ha estado de vacaciones, con lo que ahí sí se ha notado más la falta de personal y medios.

El otro colectivo que empieza a tener señales de aviso, son los que trabajan directamente con residencias de ancianos.

  • Un 7% de los nuevos brotes se está produciendo en residencias.

Es significativo, porque sabemos que acoge al grupo de población más en riesgo.

La tasa de hospitalización llega al 15% entre los mayores. Si crecen los contagios, crecerán los ingresos.

SE TARDA MÁS EN DIAGNOSTICAR LA COVID

Otro elemento de advertencia es el tiempo que se tarda en diagnosticar un caso sospechoso de coronavirus.

Es un factor fundamental, porque cuantos más días pasa, más opciones hay de que contagie a otros si es positivo.

Fallos técnicos y aumento de peticiones retrasan las PCR

Al principio de verano, en el momento bajo de la pandemia, se había conseguido que fuera de un día.

  • En 24 horas después del test de PCR se diera el resultado.
  • Ahora ese plazo se ha alargado a los 3 o 4 días.

Según el doctor Simón, “dado el volumen de nuevas peticiones de PCR que hay ahora, hay que aceptar un pequeño retraso”.

En su opinión, este margen es aún tolerable y no supone que los contagios pueden descontrolarse.

Son márgenes que nada tienen que ver con los del pico de la pandemia, cuando se tardaba de una semana a diez días en dar los resultados.

SE PRODUCEN FALLOS EN EL SISTEMA

Esta acumulación de peticiones han desbordado a los profesionales y las máquinas que realizan los tests en algunos laboratorios.

El ministro de Sanidad, Salvador Illa, también ha reconocido que se han producido “algunos problemas con los reactivos que detectan el virus”.

A la semana se hacen 500.000 test y va aumentando el número

Todo ello ha provocado fallos en la capacidad rápida que se hacía.

En todo caso, son fallos leves dentro de un sistema que está ofreciendo una gran capacidad de detección:

  • Más de 500.000 test PCR se hacen ahora a la semana.
  • Solo Madrid o Barcelona hacen más de 88.000 cada una.

A principios de marzo apenas se hacían cien mil.

Tags relacionados