Por Soledad López, periodista especializada en salud

España baja a la mitad el consumo de alcohol considerado de bajo riesgo
iStock by Getty Images

El Ministerio de Sanidad recomienda bajar a la mitad el nivel aconsejado de consumo de alcohol considerado de bajo riesgo, pasando de 40g/día a 20 en hombres y de 24 g/día a 10 en mujeres.

Y lo hace en base al estudio Límites para el consumo de bajo riesgo de alcohol en función de la mortalidad realizado por cuatro expertos: los doctores Luis Sordo, Rodrigo Córdoba, Antoni Gual y Xisca Sureda.

Así pues, dos cañas o dos copas de vino para los hombres, y una para las mujeres es la cantidad máxima diaria recomendada de alcohol.

nivel de consumo de bajo riesgo

El alcohol está relacionado con un aumento de la mortalidad por todas las causas, pero no quedaba demasiado claro la cantidad a partir de la cual se produce ese aumento del riesgo de muerte.

  • Pues bien, el objetivo de este estudio ha sido establecer unos niveles de consumo de alcohol que pueden ser considerados de bajo riesgo.
  • Aunque no hay que olvidar que, cuando hablamos de alcohol, el riesgo 0 no existe, es decir no se puede afirmar en ningún caso que beber alcohol sea "bueno".

Para llegar a esa cantidad idónea recomendable, o a esa línea que no debe traspasarse porque por encima de ella aumenta el riesgo de muerte, los expertos han realizado una revisión sistemática de estudios publicados desde 2014 que establecieran una relación entre consumo de alcohol y mortalidad.

Las cantidades idóneas

Tras un exhaustivo análisis de los datos, los expertos concluyeron que:

  • La media de gramos de alcohol a partir de los cuales había un incremento de la mortalidad era de 23-25 g/día.

Al observar la diferencia por sexos se llegó a la conclusión de que:

  • Los hombres no deben sobrepasar los 20 g/día de alcohol.
  • Las mujeres no conviene que superen los 10 g/día de alcohol.

"A nivel práctico, lo que concluimos es que un hombre puede tomar hasta un máximo de dos cañas o dos copas de vino diarias, y una mujer una, ya que esto supone una mortalidad no significativa de menos de uno por mil", explica Rodrigo Córdoba, de la Facultad de Medicina de Zaragoza y uno de los autores del estudio.

Estas cifras se asemejan a las recomendaciones que hacen en otros países europeos:

  • Portugal: 24 y 16 g/día para hombres y mujeres respectivamente.
  • Alemania e Italia: 24 y 12 g/día para hombres y para mujeres.
  • Noruega: 20 y 10 g/día para hombres y para mujeres, igual que España.
  • Francia: 20 g/día tanto para hombres como para mujeres. Aquí no hacen distinción de sexos.

Por qué las mujeres deben tomar menos

Las razones por las cuales en una mujer se recomienda un consumo menor son varias:

  • Las diferencias en la composición corporal, el metabolismo y la absorción del alcohol hacen que el alcohol actúe antes en la mujer y sus efectos duren más tiempo.
  • Esto hace que tengan más riesgo de enfermedades hepáticas tomando menos cantidad de alcohol y durante menos tiempo que un hombre.
  • Ante menores niveles de alcohol, la mujer también sufre mayor toxicidad neuronal y daño cardiaco.
  • Además, la mujer presenta enfermedades o situaciones específicas cuyo riesgo es mayor si se asocian al alcohol como es el cáncer de mama, el embarazo o la lactancia.

¿El vino no era bueno para el corazón?

En el estudio, los expertos reconocen que la relación entre alcohol y riesgo cardiovascular es compleja.

  • Es cierto que se ha observado un posible efecto beneficioso de dosis bajas de alcohol en cardiopatía isquémica e ictus trombótico.

Sin embargo, la mayoría de los estudios que señalan estos beneficios son observacionales y hay que contextualizarlos dentro de los efectos globales del alcohol.

  • Si bien con dosis de 10g/día de alcohol en mujeres y 20 g/día en hombres el riesgo de infarto disminuía un 24%, el de cáncer aumentaba un 51%.

Se entiende pues la insistencia de los autores: cuando de alcohol se trata, no hay riesgo 0.

Tags relacionados