Pablo Cubí
Pablo Cubí del Amo

Periodista

¿Qué diferencias hay entre la segunda y la tercera ola de la pandemia?
iStock by Getty Images

La tercera ola de la pandemia de Covid-19 en España está acercándose a lo que probablemente sea su punto más alto.

Ahora se están reflejando las consecuencias de las reuniones de Nochevieja y Año Nuevo. Unas consecuencias que han sorprendido a las autoridades sanitarias, porque la subida ha sido muy alta. Más que en Nochebuena y Navidad.

El incremento de estos últimos días ha sido muy rápido, lo que se relaciona con el fin de año”, ha confirmado el doctor Fernando Simón, director coordinador de alertas y emergencias sanitarias.

Las cifras de contagios ya igualan a las del pico de la segunda ola, por lo que es de prever que esta nueva ola sea más alta.

Los datos son de riesgo extremo en casi toda España:

  • La incidencia acumulada es de 522 casos por cada cien mil habitantes de media en los últimos catorce días. No debería pasar de 50.
  • La positividad en los test es de casi el 17%, cuando no debería pasar de un 5% para controlar bien la pandemia.

LAS SIMILITUDES CON LA SEGUNDA OLA

Pese a estos datos, las autoridades sanitarias del Gobierno central creen que podremos trampear la situación. No ven necesario un confinamiento estricto domiciliario, como están pidiendo desde comunidades como Castilla y León, donde la situación es especialmente grave.

Para entender esta postura hay que ver la situación de la pandemia no en los datos del día a día, que pueden ser confusos, sino a mayor escala.

"Calculo que ahora estamos detectando el 70% de los casos"

Esta tercera ola, igual que la segunda, poco tiene que ver ya con la primera ola, la de marzo del año pasado, cuando no había suficientes test, ni protección, ni conocimiento de cómo tratar la Covid-19.

  • En estas dos nuevas olas la detección es mucho mayor.

Se pueden tomar medidas con mayor conocimiento de causa: “La detección es ocho veces mayor que en la primera ola", explica.

"Calculo que ahora estamos detectando más del 70% de casos, lo que nos permite tener una visión real de lo que pasa”, añade el doctor Simón.

  • La población está cansada, pero también más consciente de a lo que nos enfrentamos. Más preparada de cómo se ha de actuar. Y los sanitarios también tienen más práctica y medios.
  • Las presión hospitalaria es alta, muy alta. "Pero nada que ver con marzo y abril, que ya estábamos desbordados", recuerda.

LAS DIFERENCIAS CON LA SEGUNDA OLA

Esta tercera ola va camino de ser más alta que la segunda. Habrá más contagios y, por tanto, más casos de Covid, más hospitalizaciones y puede que más muertes.

La tercera ola es más alta pero en realidad no tan pronunciada

No obstante, el doctor Simón apunta elementos que hacen esta nueva ola pandémica o “tercera onda, como prefiere llamarla él, diferente.

  • La subida no es tan pronunciada. La segunda ola tuvo un incremento muy fuerte en apenas dos semanas. Esta tercera ola ha ido subiendo más lentamente. Empezó a finales de noviembre y hasta llegar al nivel de la segunda ha tardado seis semanas.
  • La Nochevieja ha provocado un acelerón. Pero es muy puntual. Muy corto en el tiempo. Interacciones de solo un día. Y se han puesto más medidas restrictivas en casi todas partes.

Es muy probable que la semana que viene haya una estabilización de la curva, si las medidas confirman su eficacia”, confía el doctor Simón.

  • La campaña de vacunación es el tercer factor. No va a influir en la transmisión, puesto que llevamos muy pocas personas vacunadas. Lo significativo es que son grupos vulnerables. Sí puede tener algún efecto en el aumento de casos graves y de mortalidad.

SANIDAD DICE NO al CONFINAMIENTO total

El Ministerio de Sanidad no cree que un confinamiento domiciliario estricto vaya a ser necesario de momento. Y si se cumplen sus previsiones, no lo será tampoco en el futuro.

La necesidad de que nadie salga de sus casas no es tan necesario. Lo que es importante es que cuando salga no tenga acciones de riesgo”, aclara el coordinador de alertas sanitarias.

En ese sentido, todas las comunidades están implementando medidas restrictivas, que ya evitan en gran medida esas acciones de riesgo. Hay menos opciones de reunirnos, de interactuar en bares y restaurantes.

  • Salir de casa para pasear no es un riesgo”, recuerda el doctor Simón.

También las nevadas pueden habernos dado algo de ayuda. Ha reducido también las interacciones.

El temporal Filomena puede haber obligado a teletrabajar y ha impedido la apertura de algunos bares y locales”, añade.