reir. Ríete mucho

1 / 6 Ríete mucho

Los beneficios de la risoterapia están más que demostrados, y no solo para el cerebro.

  • Según la Fundación Española del Corazón, la risa tiene una acción vasodilatadora.
  • Cuando ríes a carcajadas, la capa interior de los vasos sanguíneos (endotelio) se relaja, mejorando la circulación y disminuyendo la presión sanguínea.
aficiones. Búscate aficiones

2 / 6 Búscate aficiones

Pintura, patchwork, jardinería, baile…

  • Cuando disfrutas haciendo algo generas endorfinas, desconectas de los problemas y alejas el estrés.
  • Y todo ello actúa como la mejor píldora de salud para tu corazón.

 

altruismo. Sé altruista

3 / 6 Sé altruista

Ayudar a los demás de forma desinteresada, sin recompensas ni aplausos, mejora la salud cardiovascular. Así lo ha demostrado un estudio publicado en la revista JAMA.

  • La razón de tal beneficio es que se liberan hormonas como la oxitocina, que proporcionan bienestar y aumentan nuestro instinto protector, tanto hacia los demás como hacia nosotros mismos.

 

acompañado. No estés solo

4 / 6 No estés solo

En Estados Unidos llaman super-ager a las personas mayores que se mantienen en forma, tanto a nivel mental como físico.

  • Se han realizado estudios acerca de este grupo de población y la conclusión a la que han llegado los científicos es que todos ellos tienen algo en común: practican las relaciones sociales.
  • Esto actúa como un estímulo para las neuronas, haciéndolas trabajar constantemente, y como una motivación para no descuidar su salud: hacer deporte, comer bien, no fumar… Cosas buenas para el corazón.

 

optimismo. Piensa en positivo

5 / 6 Piensa en positivo

Es la esencia de todo porque el optimismo se nutre de positivismo.

  • Para ello, huye de los pensamientos derrotistas (no te llevan a nada, solamente a recrearte en tu malestar) y enfoca tus energías en lo que sí puedes hacer (en lugar de pensar constantemente en lo que no está a tu alcance).
meditacion. Practica la meditación

6 / 6 Practica la meditación

Tiene tanto un efecto físico como psicológico.

  • Por una lado, experimentar una relajación profunda ayudándote de la respiración consciente reduce la presión arterial.
  • Pero no solo eso, la meditación es una gran ayuda para combatir el estrés porque ayuda a desconectar de verdad.

 

Actualizado el

apertura

Corazón optimista, corazón sano

Hay dos aliados, dos talismanes, que protegen tu corazón porque te empujan a adoptar hábitos de vida saludables. Uno de ellos es el ejercicio. El otro es el optimismo.

Relacionado con este artículo

Es lógico que cuando nos sentimos felices estamos más motivados para hacer dieta, no tomar alcohol, ir al gimnasio cada día... Pero el optimismo no solo genera en nosotros "buenas conductas", también produce una serie de reacciones químicas que actúan como escudo cardiovascular.

Demostrado científicamente

  • Un estudio publicado por la Asociación Americana de Psicología que hizo un seguimiento de más de 7.000 voluntarios durante 5 años llegó a la conclusión de que los más entusiastas tenían menos riesgo de cardiopatía coronaria. Y lo más curioso es que este efecto protector era independiente de sus hábitos de vida.

Así te protege la felicidad

  • Parece ser que este efecto protector se debe a las hormonas que se segregan cuando se tienen emociones positivas. De la misma manera que las del estrés, como la adrenalina, pueden acelerar la aterosclerosis y aumentar la inflamación en el organismo; las llamadas hormonas de la felicidad (dopamina, serotonina o endorfinas), que producimos al experimentar sensaciones placenteras, contribuyen a mantener el funcionamiento del corazón en equilibrio.