Nutrición

Anacardos para la salud cardiovascular

He leído que son uno de los mejores frutos secos por su proporción de grasas saludables y proteínas. ¿Es eso cierto?

Por la Dra. Ana Bellón - Médico de familia y experta en Nutrición

Sí, los anacardos son un buen alimento. Un estudio que comparó 11 tipos distintos comprobó que su principal componente (en un 48 %) son las grasas, pero se trata básicamente de ácidos grasos insaturados, entre los que predomina el oleico (como el del aceite de oliva).

La buena calidad de sus grasas hace que sean interesantes desde el punto de vista cardiovascular. Además, son ricos en esteroles, en concreto en beta-sitosterol, lo que puede ayudar a controlar los niveles de colesterol en sangre.

Son buena fuente de proteínas, más de 21 g por cada 100 g de producto, y de hidratos de carbono (20 g por 100 g). Y destaca su contenido en vitamina E –por lo que se puede decir que son un magnífico antioxidante– y también en potasio.

Por todo ello, se considera un muy buen alimento para las personas que hacen deporte habitualmente: les da energía y suficientes aminoácidos para alimentar al músculo y ayudar a que se recupere después del esfuerzo realizado.

Aprovecha todas estas cualidades, pero tómalos con moderación porque su aporte calórico es alto (más de 500 kcal por 100 g). Y mucho mejor si los consumes sin tostar y sin sal añadida.