exceso vello

Actualizado a

Si alguna vez el vello crece demasiado en zonas donde no nos suele salir, porque no son típicas de la mujer, y además lo hace de forma dura y gruesa, hay que prestarle atención y quizá es momento de acudir al médico.

Puede tratarse de hirsutismo, es una enfermedad en la cual el vello crece de forma excesiva en zonas que no son habituales: en la zona del bigote, en la barbilla en el pecho, el abdomen o las areolas mamarias.

¿qué es el hirsutismo?

Detrás de este desajuste, cuando es repentino y muy visible, puede haber problemas hormonales que hay que diagnosticar y tratar: el hirsutismo es una enfermedad que tiene tratamiento.

Entre el 5% y el 15% de las mujeres en edad fértil padecen hirsutismo

Hay algunos signos que te pueden hacer pensar que es tu caso:

  • Es un pelo grueso y duro, a diferencia del vello que suele ser más débil y fino.

"El hirsutismo se considera una condición anómala que causa una alteración en la calidad de vida de las personas que la padecen y y que en ciertos casos se asocia a alteraciones hormonales", explica el Dr. José Luis López Estebarán, Jefe de Servicio de Dermatología del Hospital Universitario Fundación Alcorcón (HUFA), Madrid.

¿por qué aparece este vello?

La causa fundamental de este trastorno es la producción excesiva de andrógenos. En la mujer, existen algunas alteraciones como por ejemplo el síndrome de ovario poliquístico que aumentan la producción de andrógenos por encima de los niveles considerados normales.

Relacionado con este artículo

"El hirsutismo aparece por un efecto de los andrógenos sistémicos (circulantes) sobre los folículos pilosos", explica el Dr. López Estebaran.

Las causas más frecuentes de este trastorno son:

  • Exceso de hormonas androgénicas. Esto es producido "bien por los ovarios o glándulas adrenales o una mayor sensibilidad de los receptores cutáneos a los andrógenos", explica el experto.
  • La presencia de ovarios poliquísticos. Ésta es una de las causas más frecuentes.
  • La presencia de ciertos tumores ováricos o adrenales que producen hormonas androgénicas (es poco frecuente).

Un problema de tiroides o ciertos fármacos también pueden ser la causa

  • La enfermedad del Cushing (provocada por la existencia de un tumor benigno o un crecimiento excesivo de la hipófisis).
  • Ciertas alteraciones genéticas con déficit de ciertas enzimas implicadas en las vías metabólicas.
  • Hipotiroidismo.
  • La utilización de algunos fármacos. Como ciertos contraceptivos orales y los corticoides

las señales más comunes

Además de vello excesivo en zonas que son típicamente masculinas, explica el Dr. López Estebaran, pueden aparecer otros signos asociados como:

  • Acné
  • Seborrea
  • Alteraciones en la menstruación
  • Cambios en la voz
  • Alopecia androgénica

Es importante acudir al médico ante un desarrollo rápido de hirsutismo facial

Si esto ocurre, afirma el doctor, "es necesario acudir a un dermatólogo/a para descartar entidades que provocan un aumento de andrógenos". También "es importante acudir al médico ante un desarrollo rápido de hirsutismo facial o un hirsutismo modero o intenso. Y en general, cuando nos altere la calidad de vida".

Los factores de riesgo

  • "El hirsutismo es más frecuente en zonas mediterráneas respecto a países nórdicos o asiáticos y existen factores genéticos que hacen que en ciertas familias sean más frecuente", afirma López Estebarán.
  • También es más frecuente en las mujeres que padecen obesidad ya que suelen el exceso de peso suele ir asociado a una mayor producción de andrógenos.
  • La presencia de ovarios poliqísticos es otro factor de riesgo asociado a esta enfermedad.

¿cómo se trata el hirsutismo?

En la actualidad, existen dos alternativas para el tratamiento del hirsutismo:

  1. Farmacológico. El especialista puede prescribir anticonceptivos orales (para la regulación hormonal) medicamentos antiandrógenos o cremas tópicas con efecto inhibidor del crecimiento del vello.
  2. Tratamiento estético para eliminar el vello. El tratamiento estético del exceso de vello, explica el dermatólogo, se puede realizar mediante sistemas clásicos de depilación y hoy día, con sistemas láser y de IPL altamente eficaces si se realizan de forma adecuada en estas zonas faciales.

Se suelen realizar pruebas hormonales y de imagen para descartar ciertos problemas

El tratamiento será individualizado para cada paciente y se aplicará uno u otro en base a la causa que provoque este problema.

En primer lugar, destaca el experto, es importante descartar causas secundarias en casos severos, en un hirsutismo que haya empezado de repente o en los que haya otros trastornos asociados. Por ello, "en estos casos se deben realizar pruebas hormonales y de imagen para tratar y valorar qué lo provoca", asegura.

Tags relacionados