doctor sagrera ferrandiz
Dr. Sagrera-Ferrándiz

Médico y Magister en Medicina Manual y Osteopatía

Con los tres ejercicios que te muestro a continuación no solo trabajamos músculos que normalmente no movilizamos, sino que conseguimos un efecto beneficioso en varios sistemas de nuestro cuerpo. El pequeño desafío físico que suponen tiene muchas ventajas.

  • Los estudios han comprobado que esta práctica milenaria, basada en estiramientos y en una respiración lenta y profunda, logra oxigenar mejor los tejidos.

Aprovecha el buen tiempo para hacerlos al aire libre y tu sensación de relax y desconexión aumentará

  • Otra de las claves que explican por qué estas posturas dan bienestar mental y también físico es que, al hacerlas, contribuyen a "masajear" órganos internos.
  • Además, ayudan a equilibrar un pulso alterado y los latidos cardiacos. Este tipo de beneficio se ha visto incluso en pacientes que sufren arritmias leves. 
Yoga fácil1

1 / 3 Torsión controlada

Esta postura tiene dos grandes beneficios: masajea los órganos abdominales y, al mismo tiempo, fortalece la columna.

  • Siéntate sobre una toalla, flexiona la rodilla derecha y pasa la pierna por encima de la otra, que dejarás estirada. Mantén el estiramiento 20 segundos.
  • Cambia al otro lado y, luego, repite 3 veces más a derecha e izquierda.
Yoga fácil2

2 / 3 Para respirar mejor

De pie, adelanta una pierna, baja el cuerpo y deja la otra apoyada en la punta del pie, sobre la toalla.

  • Estira los brazos y aguanta 30 segundos, notando cómo se abre la caja torácica.
  • Descansa y repite 3 veces.
Yoga fácil3

3 / 3 Estiramiento lateral

De nuevo de pie, agarra la muñeca izquierda con tu mano derecha y tira ligeramente de ella.

  • Coge aire lentamente mientras realizas el estiramiento.
  • Suéltalo y hazlo al otro lado.
  • Repite 3 veces más.