Por qué se vuelve lento el metabolismo en la menopausia y el hábito de 10 minutos para activarlo

En la menopausia muchas mujeres tienden a aumentar de peso y suben los niveles de colesterol y glucosa. Una nutricionista explica por qué cambia el metabolismo de forma tan brusca y cómo puede activarse.

Actualizado a
MUJERES MENOPAUSIA

A partir de la menopausia se pierde masa muscular y el metabolismo se ralentiza.

ISTOCK
Dra. Anna Costa
Dra. Anna Costa

Dietista nutricionista, doctora en biología y tecnóloga en alimentos.

Soledad López
Soledad López

Periodista especializada en salud y nutrición

A partir de los 50 años, muchas mujeres experimentan cambios en su cuerpo que pueden llevar a un aumento de peso y a acumular más grasa en el abdomen. Aunque continúen comiendo lo mismo, al llegar la menopausia notan que su metabolismo se ralentiza. El problema no solo implica acumular más grasa, sino que también puede conllevar niveles elevados de colesterol y azúcar en sangre, así como aumentos de la presión arterial. Todo esto puede aumentar el riesgo de síndrome metabólico, un conjunto de factores de riesgo cardiovascular que incluyen problemas con la glucosa, triglicéridos, colesterol LDL y HDL, presión arterial y obesidad abdominal.

No queremos decir que la menopausia sea la causa directa del síndrome metabólico, pero sí sabemos que durante esta etapa, la disminución de los estrógenos puede hacer que su metabolismo no funcione de forma tan eficiente como antes. Esto puede predisponer a las mujeres a desarrollar factores de riesgo cardiovascular.

Para entender mejor cómo cambia el metabolismo a los 50 y qué medidas podemos tomar, hemos consultado a la Dra. Anna Costa, dietista nutricionista y directora Clínica de NutriClínica, que nos explica cómo activar el metabolismo en esta etapa de la vida.

 

 

¿Qué influye en el metabolismo?

El metabolismo es el conjunto de procesos químicos y físicos que se producen en el cuerpo para obtener energía. El 60% de ese consumo energético se invierte en funciones vitales como respirar o triturar los alimentos para su digestión. Es lo que se conoce como metabolismo basal. A partir de aquí, toda la actividad física que realicemos supondrá un gasto calórico que se sumará al que realiza nuestro cuerpo simplemente para funcionar.

En una persona adulta, el metabolismo basal ya consume unas 1.400 calorías. Los factores que influyen en que el gasto basal sea más elevado son, aparte de la altura y el volumen corporal de la persona, la edad y la musculatura.

El músculo es el tejido metabólico más activo del cuerpo, el que genera más energía calorífica. Cuanta más musculatura tienes, más energía consumes también cuando estás en reposo. Y con la edad tendemos a perder músculo y ganar tejido adiposo, por eso se ralentiza el metabolismo.

¿Por qué se ralentiza el metabolismo a los 50 años en la mujer?

Al cesar la actividad de los ovarios en la menopausia, cae en picado la producción de estrógenos. Entre sus múltiples funciones, los estrógenos ayudan a mantener el tejido muscular, tanto los músculos del aparato locomotor como los más internos ligados a los órganos.

Por eso al reducirse los niveles de estas hormonas se pierde masa muscular, se queman menos calorías y se gana peso con más facilidad. Esto explicaría por qué las mujeres tienden a aumentar de peso en la menopausia. En muchos casos la báscula marca solo 5 o 6 kilos más, pero en realidad pueden haberse ganado 10 kilos de grasa y perdido 5 de músculo.

¿Por qué se acumula más grasa abdominal a los 50 años?

En esta etapa de la vida de la mujer aumenta la tendencia a engordar porque al perder musculatura se queman menos calorías en reposo, pero también se tiende a acumular más grasa en el abdomen.

La reducción de estrógenos en la menopausia provoca un desequilibrio respecto a la testosterona, con lo que la proporción de esta hormona es mayor. La testosterona favorece la acumulación de grasa abdominal. La acumulación de grasa abdominal aumenta el riesgo cardiovascular.

¿Por qué puede aumentar el colesterol malo y bajar el bueno a los 50 en la mujer?

Las cifras de colesterol bueno (HDL) acostumbran a ser más altas en las mujeres que en los hombres debido a los estrógenos.

Los niveles de estrógenos varían según la fase del ciclo menstrual. A medida que los niveles de estrógenos aumentan, el colesterol HDL también se eleva y los niveles de LDL (el malo) y colesterol total disminuyen.

Pero al llegar la menopausia desaparece el efecto beneficioso de los estrógenos en los niveles de colesterol y las cifras pueden elevarse por encima de lo normal en muchas mujeres, en especial si ya había tendencia a tenerlo alto.

¿Por qué pueden aumentar los niveles de azúcar en sangre a los 50?

El descenso de estrógenos también es el responsable de que aumente el riesgo de diabetes tipo 2 en la mujer a los 50.

Los estrógenos participan en el correcto funcionamiento de las células del páncreas. El déficit de estas hormonas se asocia a una disminución de la producción de insulina.

¿Por qué puede elevarse la presión arterial en la menopausia?

La presión arterial suele aumentar en la menopausia. Algunos estudios apuntan que es consecuencia del aumento de peso debido a los cambios hormonales, lo que puede "hacer que la presión arterial sea más sensible a la sal en la dieta, lo que a su vez puede llevar a una presión más alta", señala la Clínica Mayo.

El hábito de 10 minutos para activar el metabolismo a los 50

El metabolismo se ralentiza en la menopausia porque el descenso de estrógenos provoca una pérdida de masa muscular. Para contrarrestar este efecto es muy importante realizar ejercicio de fuerza. Y bastan 10 minutos de ejercicio de fuerza al día para notar los efectos.

El ejercicio de fuerza desarrolla lamusculatura, con lo que se frena la pérdida de masa muscular propia de la menopausia y también de la edad, se activa el metabolismo y se evita la acumulación de grasa, sobre todo en el abdomen. También es muy importante llevar una dieta sana rica en vegetales y practicar ejercicio aeróbico.