Por Soledad López, periodista especializada en salud

Alerta del peligro del exceso de dioxinas en la dieta de los niños
iStock by Getty Images

Los niños podrían estar superando en un 41% la cantidad de dioxinas semanales tolerables.

Son los resultados de un reciente informe de la OCU que ha hecho saltar las alarmas. Y es que la ingesta acumulada de dioxinas, especialmente presente en carnes, lácteos y pescados grasos, puede dañar la salud.

¿El consejo? Sustituir parte de los alimentos grasos de origen animal por legumbres, cereales, verduras y frutas.

Pero, ¿qué son exactamente las dioxinas? ¿qué alimentos las contienen en mayor cantidad? ¿qué problemas de salud pueden provocar? Desde la OCU nos los aclaran.

¿Qué son las dioxinas?

Las dioxinas son compuestos químicos muy presentes en el ambiente de origen bien diferente que se generan por procesos de combustión (incineradoras, cementeras, centrales térmicas, calefacción).

  • Nos llegan al organismo a través de los alimentos.
  • Se disuelven muy bien en la grasa, acumulándose en el tejido graso de animales y personas.
  • Son capaces de atravesar tanto la placenta como la cáscara de los huevos.
  • Son estables y muy resistentes a la degradación.
  • Se mantienen muchos años en el ambiente.

Su toxicidad las convierte en un auténtico peligro para la salud humana:

  • En cantidades bajas pueden causar alteraciones en el desarrollo neurológico, pero en cantidades mayores pueden llegar a provocar cáncer.

¿Qué se ha hecho para limitar su impacto?

Durante años se ha luchado contra estos tóxicos con legislaciones estrictas y se ha conseguido reducir su presencia:

  • Se están limitando legalmente las emisiones de algunas dioxinas como los furanos.
  • El reglamento europeo establece límites para estos y otros contaminantes en los alimentos.
  • La autoridad en materia de seguridad alimentaria europea, la EFSA, propone unos límites máximos de consumo de estas sustancias en función del peso corporal.

Y las recomendaciones en este sentido cada vez son más estrictas: la nueva cifra de Ingesta Semanal Tolerable que la EFSA propone es 7 veces menor a la que sugería hace unos años.

Aquí es donde los niños, por su bajo peso, se convierten en un grupo de riesgo.

Los niños son los más expuestos

El estudio de la OCU ha calculado la Ingesta Semanal Tolerable que aconseja la EFSA para cuatro perfiles: un niño, una adolescente, una mujer y un niño. Y es el resultado es preocupante:

  • Un niño de 5 años y 21 kilos de peso podría superar en un 41% la cantidad de dioxinas semanales tolerables.

En los demás casos no se alcanza el límite, aunque una adolescente de 15 años de 42 kilos se acercaría.

Qué alimentos contienen más dioxinas

Según el análisis de la OCU, los alimentos que contienen más dioxinas por ración son los 10 siguientes:

  • Sardinas en lata
  • Salmón
  • Leche de cabra
  • Yogur
  • Ternera
  • Pollo
  • Huevos
  • Queso manchego y queso fundido
  • Mantequilla
  • Beicon

Como puede comprobarse, estos tóxicos se concentran sobre todo en alimentos grasos de origen animal como la carnes, los lácteos y el pescado.

En el polo opuesto se encuentran los vegetales, que concentran cantidades mucho menores de dioxinas.

Cómo reducir las dioxinas de la dieta

La conclusión del informe de la OCU es obvia:

  • Conviene reducir el consumo de los alimentos de origen animal de la dieta (no eliminar) y aumentar los de origen vegetal. En nuestra dieta debería tener mucha más presencia la verdura, la fruta, el cereal o la legumbre que la carne.

Y eso es especialmente importante en los más pequeños, ya que la ingesta de dioxinas puede resultar mucho más perjudicial por su bajo peso y porque se hallan en plena etapa de desarrollo.

La OCU también hace un llamamiento a la industria e insiste en que se sigan implementado buenas prácticas y medidas de autocontrol en los procesos de combustión (incineradoras, cementeras, centrales térmicas, calefacción) que son el principal emisor de dioxinas a la atmósfera junto con los incendios.

Tags relacionados