huevos. Huevos

1 / 10 Huevos

La mayoría de los alimentos que incluyen proteínas tienden a contener triptófano. Es el caso de los huevos, que por cada 100 g, se estima que tienen 156 mg de triptófano en la clara y 282 mg en la yema.

  • Extra: El huevo es una excelente fuente de proteínas de alto valor biológico.
pollo. Pavo o Pollo

2 / 10 Pavo o Pollo

Si te sientes relajado o somnoliento después de comer un pollo o un pavo asado en la comida del domingo, parte de la "culpa" la tienen los efectos del triptófano que contiene la carne de estas aves.

  • Extra: Tanto la carne de pollo como la del pavo es baja en grasa y en calorías y muestra altos niveles de proteínas, lo que la hace ideal para las dietas de control del peso.
pescado. Pescados azules

3 / 10 Pescados azules

Los pescados azules (grasos), además de ser una valiosa fuente de ácidos grasos omega-3, imprescindibles para la salud cardiovascular, contienen cantidades importantes de lisina y triptófano.

  • Extra: Los expertos recomiendan consumir pescado azul al menos dos días a la semana.
lacteos. Lácteos

4 / 10 Lácteos

Está demostrado que los lácteos, y especialmente la leche, favorecen la conciliación del sueño. Y es que el triptófano que contienen actúa como promotor del sueño.

  • Extra: Si eliges los lácteos como fuente para obtener este aminoácido, escoge sus versiones desnatadas o bajas en grasa.
frutos secos. Frutos secos

5 / 10 Frutos secos

Si llevas una dieta sin alimentos de origen animal, una de las fuentes vegetales de triptófano son los frutos secos. Nueces, almendras, avellanas... todos ellos son ricos en este aminoácido.

  • Extra: Las nueces también poseen alto contenido en omega 3, ácido graso fundamental para la salud del corazón.
platano. Plátano

6 / 10 Plátano

Una de las frutas con más alto contenido en triptófano es el plátano. De modo que comer un plátano a media mañana o para merendar es una buena medida para prevenir el insomnio y favorecer el "buen rollo".

  • Extra: El plátano también es una fuente muy importante de potasio y magnesio, minerales muy apreciados entre los deportistas, ya que son clave en el rendimiento y buen funcionamiento de los músculos.
aguacate. Aguacate

7 / 10 Aguacate

El secreto para dormir mejor está (entre otras cosas) en llevar una dieta que favorezca el sueño. Y este tipo de alimentación debería incluir aguacate.

  • Extra: Te aconsejamos que los compres en su punto de madurez. Si al tacto los notas blandos, seguramente en su interior ya estarán pasados.
cereal. Cereales

8 / 10 Cereales

El arroz, la avena o el amaranto también son de gran ayuda para reducir el estrés y aumentar el bienestar emocional.

  • Extra: Incluir cereales integrales en la dieta diaria favorece la absorción del triptófano en el organismo.
semillas. Semillas

9 / 10 Semillas

La deficiencia en nuestro organismo de triptófano puede traducirse en trastornos como la ansiedad o depresión. Para evitar que esto suceda, puedes incluir semillas en tu dieta. Una buena opción son las de sésamo, calabaza o girasol.

Estos alimentos, gracias a su contenido en triptófano, contribuyen a mantener los niveles adecuados de serotonina en nuestro cuerpo.

  • Extra: Las semillas de sésamo también destacan por su extraordinario aporte de calcio y hierro, así como por sus beneficiosos ácidos grasos poliinsaturados.
legumbres. Legumbres

10 / 10 Legumbres

Un buen plato de lentejas, judías o garbanzos, no solo es una excelente fuente de hidratos de carbono y proteínas de origen vegetal, también es un eficaz "antidepresivo" natural, gracias a su contenido en triptófano.

  • Extra: Para aprovechar al máximo el triptófano de los garbanzos es preferible que los comas junto con verduras y cereales integrales, evitando los alimentos con alto nivel proteico, como la carne.

 

Actualizado el

lacteos

LA DIETA DE LA FELICIDAD

Si existiera un dieta de la felicidad, los alimentos con triptófano tendrían que formar parte de ella, sí o sí. Y es que, este aminoácido esencial es necesario para que nuestro organismo fabrique serotonina, la hormona de la felicidad, que reduce el estrés, favorece la conciliación del sueño y aumenta la sensación de bienestar.

  • Además, como nuestro organismo no es capaz de producir esta sustancia, debemos obtenerla a través de la alimentación. Lo cual no representa en absoluto un problema, ya que, en mayor o menor medida, está presente en muchos de los alimentos que hay a nuestro alcance.

Relacionado con este artículo

  • La selección que has visto recoge algunos de los más alimentos más ricos en triptófano, tanto de origen animal, como vegetal. Carne, lácteos, legumbres o frutas... Así que si notas que te cuesta dormir o que tu optimismo está de capa caída, revisa tu dieta diaria.

¿ES PELIGROSO TOMAR DEMASIADO TRIPTÓFANO?

Acidez estomacal, náuseas, vómitos, diarrea, somnolencia y alteraciones musculares son algunos efectos secundarios que pueden estar ocasionados por un exceso este aminoácido.

  • En algunas personas puede darse incluso la aparición de trastornos más serios, como el síndrome de eosinofilia-mialgia (EMS), afección que provoca sensibilidad muscular y alteraciones en la sangre.
  • Por otro lado, el triptófano puede presentar interacciones con diversos medicamentos.
  • Por todos estos motivos, los suplementos de triptófano solo deben tomarse bajo indicación profesional.