COMIDA ANIMO

Lo que comemos y cómo nos sentimos anímicamente no son conceptos aislados. Cada vez más estudios y más investigadores nos alertan de que la relación es estrecha; y es un camino que se recorre en una doble dirección.

Comer de forma sana, equilibrada y variada puede mejorar nuestro humor y hacer que nos sintamos más vitales y alegres.

  • En cambio, una dieta repetitiva y monótona (siempre los mismos alimentos preparados igual) y con poca variedad de productos frescos puede afectar al ánimo mucho más de lo que imaginas.

buena Energía para tus neuronas

El cerebro necesita un suministro constante de energía en forma de glucosa para poder funcionar correctamente (este azúcar es el combustible principal de ese órgano), lo que es fundamental para mantener un estado de ánimo bueno y estable.

Relacionado con este artículo

Ahora bien, no conviene conseguir esa energía de los alimentos ricos en azúcares sencillos (dulces y bollería, golosinas, galletas, refrescos comerciales...) o harinas blancas porque se digieren muy rápido y, cuando desaparece el efecto, el ánimo decae y las fuerzas, también.

  • Si además contienen demasiadas grasas malas, no solo hará que engordes sino que impedirá que el cerebro tenga la agilidad necesaria.

Todo aquello que suba muy rápido tu glucosa te provocará luego cansancio y tristeza

Lo mejor es optar por los cereales integrales (y los productos elaborados con sus harinas), así como por legumbres (alubias, lentejas, garbanzos, etc.) y verduras. Gracias a la fibra que aportan estos vegetales, sus carbohidratos son de liberación lenta.

La comida que adormece al cerebro

Podríamos decir que la comida 'rápida o chatarra' “apaga” nuestro cerebro. Esta expresión, que puede parecer desmesurada, refleja fielmente lo que ocurre con nuestras neuronas cuando nos excedemos comiendo comida rápida: se adormecen.

Relacionado con este artículo

También la cantidad de comida que ingieras importa: tanto las grandes comilonas como comer poco te dejarán con un bajo estado de ánimo.

Tanto una gran comilona como comer poco te dejarán con el ánimo bajo

  • En cambio, la directora de la Sociedad Internacional de Psiquiatría Nutricional, Felice Jacka, ha demostrado que una dieta alta en verduras, frutas, pescado y cereales integrales (la carne roja solo de vez en cuando) reduce el riesgo de sufrir depresión y ansiedad.

Nutrientes que te hacen más feliz

Hay alimentos que contienen nutrientes que colaboran en la producción de serotonina (la hormona del bienestar), por lo que pueden ayudar a mejorar el ánimo:

  • El triptófano: Se encuentra en huevos, carnes rojas y blancas, pescado, leche y sus derivados, legumbres, cereales integrales, frutos secos, plátano, dátiles y chocolate.

Relacionado con este artículo

  • Vitamina B6: Todas las vitaminas del grupo B son importantísimas para sentirte bien y mantener sano el sistema nervioso, pero especialmente esta. La encuentras en cereales integrales, carnes, legumbres, pescados, verduras de hoja verde, nueces, cacahuetes, germen de trigo y levadura de cerveza. El aguacate y el plátano son especialmente ricos en ella.
  • Magnesio, zinc y omega 3: Que no falten en tu mesa pescados azules pequeños, marisco, semillas de lino, legumbres, frutos secos y frutas desecadas.

Menús para tener un buen día

Te damos algunos ejemplos de menús diarios con los que conseguirás estar más vital y positiva.

Para desayunar, llénate de energía y mejora tu ánimo:

  • Infusión• 1⁄2 sándwich con rúcula, pepino y tortilla • Kiwi
  • Café • Bol de avena, nueces, 2 dátiles y yogur • Ciruelas
  • Infusión • Mini integral de pavo, tomate y lechuga • Pera
  • Café • Mini de tomate, lechuga y jamón ibérico • Manzana

Llena de color tus platos y te asegurarás una completa variedad de nutrientes

A la hora de comer, platos nutritivos que te aportan vitalidad y alegría:

  • Aguacate, lechuga y pipas de calabaza • Conejo al curry con verduras y arroz • Cerezas
  • Garbanzos con calabaza y judías verdes • Bacalao y pisto • Yogur
  • Pasta con brócoli y anchoas • Pollo y verduras • Melocotón
  • Verduras con romesco • Marmitako de caballa • Cuajada

Y para cenar, platos ligeros y saludables que te induzcan al sueño:

  • Calabacín con quinoa y setas • Sardinas al horno • Yogur con pasas
  • Ensalada con trigo tierno • Tortilla de bacalao y acelgas • Plátano
  • Berenjena al horno • Merluza con almejas • Macedonia
  • Crema de calabacín y puerro con semillas • Hamburguesa vegetal • Plátano

Tags relacionados