La mejor manera de comprobar que una carne está bien cocida

Cuando preparas rellenos al horno, ¿cómo te aseguras de que el interior está cocido? A mí a veces me queda un poco crudo y creo que quizá no elijo la temperatura adecuada. Me da miedo que pueda ser una causa de intoxicación.

Actualizado a
Marta Verona
Marta Verona

Nutricionista y cocinera

Para asegurarnos de que un plato no va a perjudicar nuestra salud es muy importante que el centro del alimento alcance los 65º. Y, sí, ya sé lo que os estáis preguntando ahora mismo: “¿Cómo sé si ha alcanzado esta temperatura?”. Pues usando un termómetro de cocina.

Hoy en día es muy fácil de adquirir. Es una inversión mínima y un utensilio indispensable que nos sirve tanto para recetas en las que la temperatura es un ingrediente más –es el caso de las cremas dulces con huevo–, como para garantizar el correcto cocinado de, por ejemplo, piezas grandes de carne.

Sé prudente, pero no te preocupes en exceso. Cuando cocinamos rellenos al horno, como el pavo relleno, lo hacemos a una temperatura muy elevada que ronda los 180º. Así es seguro que se han alcanzado los 65º en el interior.

Además, hay otros factores que influyen en la seguridad alimentaria con los que tenemos que ser meticulosos para evitar contaminaciones cruzadas.

Usa una tabla y un cuchillo para los alimentos que vas a cocinar y otros distintos para las frutas o verduras que consumís en crudo.

Si puedes, usa tablas que no sean de madera; es un material poroso por el que se cuela la suciedad y es muy difícil de limpiar por completo.