Por

Soledad López

periodista especializada en salud

Estas Navidades comeremos más pescado y marisco pero menos dulces
iStock by Getty Images

El pescado y el marisco siempre han sido productos muy consumidos en las fiestas navideñas, pero este año la previsión es que arrasen.

Puede que sea un efecto colateral del confinamiento que sufrimos y de las restricciones de movilidad que todavía padecemos. La realidad es que hemos pasado y pasamos más tiempo en casa. Y las comidas en familia degustando un sabroso plato son uno de los placeres que la pandemia todavía no nos ha quitado.

La otra cara de la moneda son el alcohol y los dulces. Aunque la Navidad es una época de excesos, la intención es reducir su consumo y uno de los motivos es el deseo de controlar el peso. ¿Será porque hemos ganado algún kilo estos meses?

Qué compraremos para celebrar la Navidad

El informe de Aldi es un reflejo claro de lo que nos gusta a los españoles disfrutar de un buen manjar:

  • Un 45% de los españoles afirma que en lo que invertirá más será en pescado y marisco, especialmente los mayores de 65 años (56%) que, por lo general, suelen ser los grandes anfitriones en estas fechas.
  • La carne es la segunda categoría que supone más gasto, que se lleva un 27% del presupuesto.
  • En dulces la previsión es que gastemos un 13% del presupuesto, y eso que la Navidad es la época del año en que se invierte más en estos productos.
  • Muy lejos quedan productos como la charcutería o el vino, a los que se destinará un 5% del presupuesto navideño.

Cómo nos influye el precio

No gusta comer bien, pero el factor precio juega un papel determinante en función de nuestra economía. Y el pescado y el marisco suelen ser productos más caros:

  • Aquellos para los que el precio influye de forma directa en su decisión de compra escogen como primera opción en sus comidas navideñas el pescado y el marisco en un 36% de los casos, seguido de la carne, en un 28%.
  • En cambio, los españoles que no reparan en gastos a la hora de comprar en Navidad, optan por el pescado y el marisco en un 54% de los casos, mientras que prefieren la carne solo en un 21%.

Gambas, cigalas y langostinos no faltan en una mesa navideña

Destinemos más o menos presupuesto al pescado o al marisco, estos productos están presentes en casi todas las celebraciones, ya sea en mayor o menor cantidad.

  • En el 76% de las celebraciones navideñas españolas haya algo de pescado o de marisco.
  • En un 66% las carnes son las opciones preferidas.

En cuanto a los productos estrella, los imprescindibles que nunca faltan en las mesas navideñas de los españoles son los siguientes:

  • Gambas, cigalas y langostinos (26%).
  • Jamón (24%).
  • Cordero (20%).
  • Caldos y consomés (18%).
  • Turrones (17%).

Objetivo: tomar menos dulces y alcohol

Es el propósito de muchos españoles según el informe de Aldi. A pesar de que la Navidad es época de excesos, en este sentido se observa cierta contención:

  • Un 48% quiere tomar menos dulces.
  • Un 36% tiene la intención de reducir las bebidas alcohólicas.

Las razones que aluden los encuestados son varias:

  • La primera es la salud (48%).
  • La segunda la falta de presupuesto (38%).
  • Y la tercera la necesidad de controlar el peso (28%).

Argumentos que se entienden también en el contexto de pandemia que estamos viviendo: la crisis afecta a muchas familias y las restricciones de movilidad han aumentado el sedentarismo y, en consecuencia, los problemas de peso.

Menos tiempo en la cocina

La encuesta también revela que nuestra intención es reducir el tiempo invertido en la preparación de los platos.

  • Y nuevamente la razón es elaborar menús menos copiosos y, en consecuencia, más ligeros y saludables.

También hay quien prioriza lo práctico, incluso en Navidad: dos de cada diez españoles afirma que incluirá platos preparados en sus mesas estas fechas.

Marisco, con moderación

  • El marisco es un alimento ligero, por lo que encaja con la voluntad de muchos españoles de cuidarse en Navidad.
  • Además, es rico en proteínas, vitaminas, minerales y sobre todo omega 3.
  • Sin embargo, el consejo es tomarlo con moderación porque puede aumentar los niveles de ácido úrico en sangre y el colesterol.