Qué tienes que comer (y qué no) si tienes hipertiroidismo

Reducir el aporte de yodo y aumentar el de selenio ayuda a controlar el exceso de hormonas tiroideas que provoca el hipertiroidismo. La nutricionista María Real Capell nos explica cómo la dieta nos puede ayudar a controlar este trastorno.

Actualizado a
María Real Capell
María Real Capell

Farmacéutica, nutricionista y psiconeuroendocrina

Soledad López
Soledad López

Periodista especializada en salud

Qué comer si tienes hipertiroidismo
iStock by Getty Images

El primer paso para reducir los síntomas del hipertiroidismo a través de la dieta es evitar los alimentos ricos en yodo.

El hipertiroidismo es mucho menos común que el hipotiroidismo, pero resulta mucho más difícil de controlar. Se trata de un trastorno generalmente de origen autoinmune que se caracteriza por un exceso de producción de hormonas tiroideas porque la glándula trabaja en exceso.

Este exceso de hormonas tiroideas acelera el metabolismo, lo que provoca pérdida de peso, taquicardias, arritmias, ansiedad, temblores, sudoración, diarreas e intolerancia al calor.

En las analíticas, estos enfermos suelen presentar déficit de vitamina D, anemia y también falta de vitaminas A, C y E. La carencia vitamínica se explica porque un organismo acelerado consume más vitaminas.

María Real Capell, farmacéutica, nutricionista y psiconeuroendocrina, nos explica cómo la dieta nos puede ayudar a controlar el hipertirodismo.

Reducir el yodo

El primer paso para reducir los síntomas del hipertiroidismo a través de la dieta es evitar los alimentos ricos en yodo, ya que así ayudaremos a reducir la producción hormonal de la glándula tiroides.

En condiciones normales, el tiroides necesita yodo para funcionar correctamente, pero si la glándula trabaja en exceso, el yodo solo contribuirá a acelerarla aún más.

Así pues, habrá que evitar los siguientes alimentos:

  • La sal yodada.
  • Las algas, en especial el fucus.
  • La manzana y las fresas son las frutas más altas en yodo. Pueden comerse puntualmente pero no a diario.
  • Tampoco conviene abusar del ajo y el tomate, son fuente de yodo.
  • El marisco.

Aumentar el selenio

Paralelamente a la disminución de yodo conviene aumentar la ingesta de selenio. Este mineral ayuda a regular la glándula tiroides tanto en el hipotiroidismo como en el hipertiroidismo, y es muy importante para el equilibrio inmunológico.

En caso de hipertiroidismo, los alimentos ricos en selenio frenan la absorción de yodo.

  • El mijo es muy recomendable en estos casos por su contenido en selenio. Hoy en día no es difícil encontrar pan de mijo, y puede ser una buena opción para desayunos, meriendas o bocadillos. El pan de trigo, con su gluten, también es rico en selenio.
  • Las carnes de ternera y pollo, y el pescado son fuente de selenio. El pescado es rico en yodo pero su contenido en selenio lo convierte en un alimento muy recomendable.
  • La ciruela, el melón, el limón y los cítricos como la mandarina o el pomelo también aportan este mineral.
  • Las castañas frenan la absorción de yodo.
  • Los cacahuetes contienen selenio y también ácido cafeico que reduce la actividad del tiroides.
  • Las semillas de lino contribuyen a reducir la producción de tiroxina o T4, la principal hormona tiroidea.
  • El rábano crudo ayuda a regular la sobreproducción de hormonas tiroideas y también es muy rico en vitamina C. Añádelo a las ensaladas.

Carbohidratos y grasas saludables

El hipertiroidismo provoca pérdida de peso, por lo que no conviene ingerir calorías vacías como las que contienen las bebidas azucaradas y los edulcorantes.

Es preferible optar por alimentos nutritivos, por eso conviene aumentar los carbohidratos como los que aporta por ejemplo el pan de mijo.

También deben aumentarse las grasas y el Ghee es una buena opción. Se trata de una mantequilla clarificada sin lactosa y sin caseína. Puedes tomar esta mantequilla untada en tostadas de mijo. Cómprala de vacas o cabras de pasto.

¿Los cereales deben ser siempre enteros?

Los cereales integrales son muy saludables, pero si el hipertiroidismo genera diarreas sería aconsejable optar por el pan o el arroz blancos hasta que el trastorno esté regulado.

También hay que valorar si se reducen por un tiempo las fibras solubles de frutas y verduras porque aceleran el tránsito intestinal.

Consumir Ácido elágico

El hipertiroidismo es una trastorno autoinmune. El propio organismo genera anticuerpos que atacan la glándula.

Conviene aumentar el consumo de ácido elágico porque contribuye a regenerar el tejido dañado de la tiroides. La granada y la uva son ricas en ácido elágico.

Compensar la falta vitaminas A, C y E

El metabolismo de las personas con hipertiroidismo devora vitaminas, sobre todo A, C y E.

Una buena forma de evitar ese déficit es tomar caldos a bases de verduras, hortalizas y pollo.

Evitar los estimulantes

El exceso de hormonas tiroideas provoca nerviosismo, irritabilidad, taquicardias...

Los estimulantes como el , el café, el maté o las infusiones de ginseng pueden intensificar aún más esos síntomas.