Estos son los 3 mejores tés para adelgazar según la ciencia

Numerosos estudios han demostrado que el té ayuda a adelgazar, pero hay algunas variedades en concreto que aumentan especialmente la quema de grasas.

Actualizado a
Té

El té es un buen alidado para perder peso.

istock
Soledad López
Soledad López

Periodista especializada en salud y nutrición

No es nada nuevo que el té atesora beneficios para la salud y ayuda a perder peso. Las razones son varias. Muchos tés contienen cafeína, un estimulante que puede aumentar el metabolismo y mejorar la quema de grasas. Algunos tipos de té son especialmente ricos en catequinas, que son antioxidantes que ayudan a aumentar la oxidación de las grasas y a mejorar la capacidad del cuerpo para quemar calorías. Beber té contribuye a la ingesta total de líquidos, y la hidratación es esencial para el metabolismo y la pérdida de peso.

Además, optar por té en lugar de bebidas con alto contenido calórico, como refrescos azucarados o bebidas energéticas, reduce sin duda la cantidad de calorías diarias. Pero tipos de té hay muchos: verde, matcha, negro, blanco, Oolong, Pu-erh... Estos son los mejores para perder peso según la ciencia.

Té matcha

El té matcha es un tipo de té verde elaborado a base de hojas de té enteras en polvo. Un estudio publicado en el Journal of Chromatography revela que el matcha contiene 100 veces más polifenoles, concretamente epigalocatequina galaton (EGCG), que el té verde tradicional, lo que multiplica su poder antioxidante. La cantidad de polifenoles (EGCG) que contiene ayuda a acelerar el metabolismo, proceso básico para eliminar grasa.

El té matcha contiene cantidades importantes de L-teanina, un aminoácido que calma el nerviosismo relacionado con la cafeína que aportan otros tés y que puede sentar mal a algunas personas. Además, el té matcha estimula la función renal, ayudando a eliminar líquidos.

Algunos estudios han demostrado que el té verde reduce significativamente la hormona grelina responsable del apetito, por eso ayuda a controlar el hambre.

Té negro

El té negro contiene más cafeína que otros tipos de té, sustancia estimulante que acelera el metabolismo y mejora la quema de grasas.

Pero no solo es una ayuda para perder peso por la cafeína que aporta. El té negro experimenta un proceso de oxidación o fermentación prolongada que le otorga características únicas. Esta transformación afecta a los polifenoles, compuestos vegetales en el té. Aunque el té negro contiene menos EGCG que por ejemplo el té verde, es una excelente fuente de teaflavinas, unos polifenoles asociados con beneficios para la pérdida de peso.

Estudios sugieren que el consumo regular de té negro a lo largo del tiempo puede prevenir el aumento de peso y reducir la circunferencia de la cintura. Además, se ha observado que los polifenoles del té negro tienen el potencial de bloquear la digestión y absorción de grasas, ayudando así a combatir la obesidad.

Té Oolong

El té oolong es un té chino tradicional que proviene de la misma planta que da origen al té verde y negro, la Camellia sinensis. Algunos estudios apuntan que podría ser aún más poderoso que el té verde para perder peso.

Esto se debe a su contenido de cafeína, que no solo acelera el metabolismo, sino que también viene acompañada de vitaminas, minerales y antioxidantes.

Los polifenoles presentes en el té oolong estimulan la digestión y ofrecen protección contra la diabetes. Además, como el té verde, también contiene cantidades importantes de EGCG, un antioxidante conocido por estimular la pérdida de peso y reducir la inflamación.

Beber de tres a cuatro tazas de té oolong al día ayuda mejorar el metabolismo de las grasas y a perder peso.