merluza con almejas

Merluza con almejas

19 de julio de 2017, 08:00

Si necesitas un aporte extra de hierro o aumentar tu memoria y concentración, este delicioso plato marinero de merluza con almejas y salsa verde es ideal. Además está repleto de antioxidantes, fibra y vitamina C, una suculenta manera de aumentar tus defensas y de regular tu tránsito intestinal.

Actualizado el

merluza con almejas

TODOS LOS BENEFICIOS DE ESTE PLATO

Merluza

Este pescado blanco, uno de los más consumidos en nuestro país, es un alimento bajo en grasas, ideal para mantener una dietas equilibradas o para quienes debe cuidar las calorías y el colesterol.

Las proteínas que aporta son de alto valor biológico y, entre sus vitaminas, destacan las del grupo B (como la vitamina B1, B2, B3, B9 o ácido fólico y B12), que ayudan al mejor aprovechamiento de los nutrientes energéticos, y minerales como el fósforo, potasio y magnesio, que contribuyen a un correcto funcionamiento del sistema nervioso y muscular y mejora el sistema inmunitario. También aporta yodo, un mineral que participa de forma activa en el desarrollo de la glándula tiroidea, y colabora a un buen funcionamiento del sistema circulatorio.

Almejas

Son uno de los mariscos más deliciosos y consumidos. Ricos en proteínas y bajas en grasas, destacan de ellas su alto contenido en vitaminas del grupo B, en especial B12–que ayuda a mejorar la memoria y la concentración– y en minerales, como hierro potasio, selenio y calcio.

Es precisamente por ser muy ricas en hierro, que son un alimento muy recomendado para personas que sufren anemia y para mujeres embarazadas, además de ser un molusco que refuerza nuestro sistema inmunológico gracias a su aporte de zinc. También mantienen nuestro metabolismo activo gracias al yodo que contienen, combaten la fatiga y además, se les atribuyen propiedades afrodisíacas. Recuerda que no deberías consumir las almejas que no se hayan abierto tras tres minutos de cocción.

Guisantes

Estas legumbres contienen una elevada concentración de vitaminas, enzimas y antioxidantes. Son una fuente excelente de proteína vegetal, que además, al ser ricos en fibra soluble favorecen la reducción del colesterol, regulan los niveles de azúcar en sangre y ayudan a regularizar el tránsito intestinal ayudando en casos de estreñimiento. Destacan especialmente en vitamina B1, lo cual influye en el buen estado de ánimo y en vitaminas C, A, y tiamina.

Los guisantes mejoran la circulación de la sangre debido a su acción vasodilatadora, ayudan a la regeneración de tejidos de nuestro organismo y nutren nuesta piel, cabello y uñas.

Ajo

Muy rico en vitamina C, B6 y manganeso, el ajo mejora la circulación de la sangre previniendo enfermedades cardiovasculares, y es un antibiótico natural, ya que fortalece el sistema inmunológico. Es muy adecuado en casos de gripes, resfriados e infecciones leves, y ayuda a prevenir el Alzheimer y la demencia. También contribuye a eliminar toxinas y es una buena fuente de antioxidantes.

Perejil

Esta planta aromática se ha cultivado durante siglos para su uso medicinal y gastronómico. Es considerada una planta digestiva, con propiedades diuréticas, depurativas y que ayuda a regular el tránsito intestinal. Cuando se consume crudo aporta vitaminas A, B, C y D y minerales como calcio, fósforo y hierro, muy adecuados para luchar contra la anemia, la fatiga y el cansancio físico. Además, contiene miristicina, un compuesto orgánico que inhibe la formación de tumores, sobre todo en los pulmones, próstata y colon.

Completa tu menú de hoy con...

  • De primero, crema de puerros con patatas, saciante y diurética.
  • Y yogur con kiwi de postre.

Tags relacionados