El superalimento que aporta el potasio y magnesio que necesitas para combatir el cansancio a partir de los 50

La bajada de estrógenos es el origen de la infinidad de cambios que experimentan las mujeres en la menopausia. Ciertos alimentos son un gran aliado para mitigar sus síntomas. Entre ellos, el plátano. Así te puede ayudar.

Actualizado a
Mujer vital

La alimentación ayuda a aumentar la vitalidad a partir de los 50 años.

Captura de pantalla 2024 03 02 a las 17 25 51
Eva Carnero

Periodista especializada en nutrición y bienestar.

Vaya por delante que lo ideal es seguir una dieta completa y equilibrada a cualquier edad. Ahora bien, también es cierto que en cada etapa de la vida sería conveniente darles prioridad a unos alimentos frente a otros. Y es que, las necesidades nutricionales no son las mismas en un adolescente de 14 años que en un adulto de 40 o en una mujer que ya ha entrado en los 50.

Partiendo de esta premisa, nos centraremos en cómo la alimentación puede aumentar la calidad de vida de la población femenina cuando aparecen los primeros síntomas de la menopausia. En concreto, uno de los alimentos (no el único) que recomiendan los expertos en la dieta de las mujeres, es el plátano. Una fruta con una indudable calidad nutricional que lo convierte en un súper alimento por méritos propios. Eso sí, para disfrutar de sus beneficios, conviene comer al menos un plátano al día. 

Mucho más que hidratos de carbono

Algunas de las razones que nos llevan a incluir plátanos en la cesta de la compra no tienen nada que ver son su composición nutricional. Para muchos, su valor añadido reside en lo cómodo que es llevártelo a la oficina para comer a media mañana o de tomarlo de postre. También es perfecto como merienda para los niños, por su sabor y por que es fácil de comer. Ahora bien, desde el punto de vista nutricional, el plátano tiene mucho que decir.

Según la Academia Española de Nutrición y Dietética, un plátano aporta alrededor de 90 Kilocalorías. Algo que desmitifica la idea de que es un alimento hipercalórico. Eso sí, los expertos recomiendan moderación en su consumo, ya que su contenido en carbohidratos no es menor. De ahí, que la cantidad recomendada no supera uno o dos plátanos al día.

PLATANO

ISTOCK

Veamos su composición nutricional con detalle. Estas son las cantidades aproximadas de macronutrientes:

  • Hidratos de carbono: 21, 1 g. de los cuales, azúcares: 17,3 g
  • Proteínas: 1,1 g
  • Grasas: 0,3 g. de las cuales, saturadas: 0,13 g
  • Fibra: 2,3 g

Por lo que se refiere a los micronutrientes (vitaminas y minerales), el plátano destaca por su contenido en potasio (422 mg por cada 100 g), magnesio (31,9 mg por cada 100g) y fósforo (26 mg por cada 100 g); Y, por otro lado, su aporte en vitamina C y vitamina B6 proporciona numerosos y valiosos beneficios para la salud.

Minerales que revitalizan y combaten el cansancio

Tanto el potasio como el magnesio son dos grandes aliados para la salud de las mujeres de más de 50 años y, una de las principales fuentes de estos minerales la encontramos en el plátano, especialmente, el potasio, y en menor cantidad, el magnesio.

En este sentido, uno de los principales efectos del potasio es que evita la retención de líquidos, potenciado por el escaso contenido en sodio del plátano. Esta capacidad para deshinchar es clave para la salud, especialmente en el caso de las mujeres adultas, en las que la retención de líquidos es un problema que aumenta a partir de los cincuenta.  

En menor medida, aunque igual de importante, es el aporte de magnesio. ¿Cuáles son los beneficios que aporta este mineral al organismo? Entre los más importantes destaca su participación en la formación de los huesos y el buen estado de los dientes. Esto significa, entre otras cosas, que la deficiencia de este micronutriente favorece la aparición y desarrollo de numerosas dolencias, entre ellas, la osteoporosis.  

Además, reduce el estrés y favorece el descanso

El magnesio, no solo es perfecto para cuidar la salud ósea y muscular, también es una de las sustancias más efectivas para reducir el estrés y tratar el insomnio. Y es que, es capaz de regular el cortisol (hormona del estrés), por lo que contribuye sobremanera a mantener a raya el estrés y, en consecuencia, previene la aparición y desarrollo de dolencias relacionadas, como la tensión arterial elevada, la depresión o estados de ánimo como la irritabilidad.

Otro de los trastornos más extendidos entre las mujeres de más de 50 años es el insomnio. Es habitual que la calidad del sueño empeore con la edad, siendo este problema más común entre las mujeres. Además, se sabe que el déficit de magnesio altera la melatonina, la encargada de regular nuestro reloj biológico. De modo que, un aporte adecuado garantiza un descanso reparador.

Por otro lado, la caída de estrógenos durante la menopausia hace que el intestino se ralentice, se retengan líquidos y se produzca estreñimiento. Para combatirlo, el magnesio puede ser un buen aliado.

Loading...