El alimento con más magnesio y zinc ideal para mujeres de 50: deshincha, adelgaza y fortalece los huesos

Este alimento es una auténtica píldora de zinc, magnesio y fibra que puede tomarse como tentempié o añadirlo fácilmente a tus platos.

Actualizado a
Mujer con bolsa llena hortalizas

La alimentación es clave para controlar la hinchazón y el peso.

iStock
Captura de pantalla 2024 03 02 a las 17 25 51
Eva Carnero

Periodista especializada en nutrición y bienestar.

A partir de los 50 años la mayoría de las mujeres comienzan a notar numerosos cambios que afectan a prácticamente todos los órganos de su cuerpo. Entre ellos, los más frecuentes son el aumento de peso, la hinchazón abdominal y la pérdida de masa ósea. Sin embargo, no hay por qué conformarse. Con algunos pequeños cambios en la alimentación y la incorporación de ciertos hábitos de vida, es posible controlar el peso y la hinchazón y mejorar la musculatura.

dieta a partir de los 50 años

El quid de la cuestión para frenar el aumento de peso cuando rondamos los 50 años es tomar conciencia de que a partir de ese momento, la alimentación debe ir enfocada a cubrir las nuevas necesidades que están apareciendo.

En este sentido, conviene seguir las pautas generales asociadas a una dieta rica en proteínas, calcio, ácidos grasos omega 3, y pobre en hidratos de carbono refinados y grasas saturadas. De esta manera, estaremos cuidando la salud de nuestros huesos y músculos, y ayudando a controlar el peso. 

Para ello, contamos con un amplísimo abanico de alimentos que contienen los nutrientes mencionados, muchos de ellos con fama de ser especialmente ricos en algún nutriente. Sin embargo, también hay otros no tan conocidos y que, sin embargo, no deberíamos pasar por alto. Uno de ellos son las pipas de calabaza. Un auténtico tesoro nutricional ideal para las mujeres de 50 años por tres razones fundamentales:

  1. Ayuda a adelgazar. 
  2. Fortalece los huesos.
  3. Alivia la hinchazón.

para perder peso

Estas semillas pueden ayudar a adelgazar por varias razones. Eso sí, siempre que no superes la cantidad mínima diaria recomendada, 30 gramos (un puñado), que aportan unas 150 calorías. Estas son las razones por las que favorecen la pérdida de peso:

  • Ricas en minerales. Las pipas de calabaza destacan por su alto contenido en magnesio, zinc y hierro, minerales fundamentales para la pérdida de peso, ya que contribuyen a tener un metabolismo eficiente.
  • Alto contenido en fibra. Son una buena fuente de fibra dietética, proporcionando aproximadamente 5 gramos de fibra por cada 100 gramos. Esta sustancia es esencial para la pérdida de peso, ya que aumenta la sensación de saciedad y controla el apetito. Además, la fibra es fundamental para evitar los picos de azúcar, que pueden favorecer la acumulación de grasa, y por tanto, el sobrepeso.
  • Bajo índice glucémico. Las pipas de calabaza tienen un bajo índice glucémico (IG), lo que significa que liberan gradualmente la glucosa en la sangre después de su consumo. Los alimentos con un bajo IG ayudan a mantener los niveles de azúcar en sangre estables y evitan los picos de insulina, lo que puede contribuir a reducir la acumulación de grasa y promover la quema de grasa como fuente de energía.
  • Aporte proteico. A pesar de que no son un alimento con un alto contenido en proteínas vegetales como por ejemplo las legumbres, las pipas de calabaza, proporcionan una cantidad respetable de este nutriente. El cual, hay que recordar, es esencial en cualquier dieta de adelgazamiento, ya que aumenta la saciedad y ayuda a controlar el apetito y a mantener la masa muscular.

para unos huesos más fuertes

pipas girasol

Las pipas de calabaza son un excelente aliado para la salud ósea debido a su contenido de nutrientes que contribuyen al fortalecimiento de los huesos.

  • Alto contenido de magnesio. Uno de los aspectos más apreciados de la composición nutricional de las pipas es su aporte en magnesio, un mineral clave en la formación de los huesos. Teniendo en cuenta que a partir de los 50 años, las mujeres están más expuestas a la pérdida de masa ósea y a sufrir osteoporosis, las pipas de calabaza y su contenido en magnesio resultan muy convenientes. 
  • Buena fuente de fósforo. Junto con el calcio, el fósforo es un componente clave de la matriz mineral de los huesos. Las pipas de calabaza aportan una cantidad significativa de fósforo. Esto hace que sean una excelente opción para el fortalecimiento de los huesos.
  • Fitoestrógenos. Dado que durante la menopausia la producción de estrógenos disminuye siendo esta caída la responsable de la mayoría de las nuevas circunstancias que viven las mujeres, el hecho de que las pipas de calabaza contengan fitoestrógenos es una buena noticia, ya que ayuda a contrarrestar sus efectos como la pérdida de masa ósea.

Para aliviar la hinchazón

Hemos visto que su alto contenido en fibra favorece la pérdida de peso, gracias a la sensación de saciedad y al control de los picos de azúcar. Sin embargo, ahí no acaba la cosa. Ese elevado aporte en fibra dietética también evita la sensación de hinchazón producida por los gases y favorecen el buen funcionamiento del tránsito intestinal.

en ensalada, picoteo o condimento...

Las pipas de calabaza se pueden tomar de infinidad de maneras. Puedes echarlas a la ensalada, tomarlas como aperitivo o utilizarlas como ingrediente en salsas o guarnición. También se emplean a menudo para dar textura y un toque muy especial a los panes. 

Loading...