salmon. Salmón

1 / 8 Salmón

El pescado azul en general constituye una rica fuente de ácidos grasos omega 3. El consumo de este tipo de grasa se ha vinculado a una mejor composición corporal, menos grasa y mayor porcentaje de masa magra, lo cual podría ser clave para adelgazar sin descuidar la salud.

  • Además del salmón, puedes incluir en tu dieta sardinas, anchoas, atún o jurel. Puedes cocinarlos al horno, a la plancha o en conserva.
nueces. Frutos secos

2 / 8 Frutos secos

La mayoría de los frutos secos poseen un alto contenido en grasas saludables. Sin embargo, las nueces se llevan la palma, ya que son las que mayor proporción concentran de este nutriente.

  • Los frutos secos por su contenido en fibra y en proteínas sacian de forma muy efectiva lo que contribuye a retrasar la sensación de hambre.
aguacate 3. Aguacate

3 / 8 Aguacate

Esta fruta es la reina de las grasas saludables, la mayoría de las que posee son monoinsaturadas. En su composición nutricional contiene aceites vegetales como el ácido oléico y una buena cantidad de Omega 3.

  • A la hora de consumirlo, puedes hacerlo en forma del famoso guacamole, como acompañamiento en una ensalada de pollo o como ingrediente de un delicioso tartar con calabacín y langostinos.
pipas girasol 2. Pipas de girasol

4 / 8 Pipas de girasol

Las semillas como las de girasol, las de calabaza o las de sésamo son una de las fuentes de grasas saludables más importantes. También las de chía constituyen una excelente fuente vegetal de ácidos grasos poliinsaturados.

  • Una buena forma de incluirlas en tus menús diarios es como toppings en las ensaladas o en las cremas.
aceite oliva. Aceite de oliva virgen extra

5 / 8 Aceite de oliva virgen extra

Además de grasas insaturadas, el aceite de oliva virgen extra es fuente de polifenoles que reducen la inflamación en nuestro cuerpo. Además, sus componentes pueden ayudarnos a aumentar la sensación de saciedad, perfecto en las dietas de control de peso.

  • Un estudio publicado en 2010 relaciona el consumo de aceite de oliva virgen extra con la disminución de peso corporal.
cacahuetes. Cacahuetes

6 / 8 Cacahuetes

Aunque los vemos en el supermercado junto a los frutos secos, lo cierto es que los cacahuetes son una legumbre como los garbanzos o las judías.

Contienen grasas poliinsaturadas y monoinsaturadas así como fibra y proteínas vegetales con notable poder saciante.

  • Un estudio publicado por la Universidad Houston señala que comer cacahuetes puede ser de ayuda para prevenir el aumento de peso y la obesidad.
huevos 6. Huevos

7 / 8 Huevos

De las 113 kcal que aproximadamente aporta un huevo, el 67% proceden de las grasas que contiene. Un huevo tiene 8,5 g de grasas, siendo la mayor parte de ellas monoinsaturadas.

  • Recuerda que las grasas del huevo se encuentran principalmente en la yema. De modo, que si excepcionalmente necesitas restringir el número de calorías en tu dieta, puedes retirarla y consumir la clara.
aceitunas. Aceitunas

8 / 8 Aceitunas

Es un alimento altamente saciante, cualidad fundamental en las dietas para el control del peso. Esto, unido a su alto contenido en fibra hace que las aceitunas ingeridas entre horas como aperitivo nos ayuden a controlar el hambre de un modo saludable.

  • No solo puedes consumirlas como aperitivo, también puedes incluirlas en tus ensaladas o para hacer una salsa para acompañar o untar.

Actualizado a

aceitunas

NUESTRO ORGANISMO TAMBIÉN NECESITA GRASAS

Nuestro organismo necesita abastecerse de nutrientes para mantener un estado de salud óptimos. Necesitamos vitaminas y minerales (micronutrientes) y también hidratos de carbono, proteínas y grasas (macronutrientes).

En cuanto a la proporción de estos últimos, la Organización Mundial de la Salud sugiere que debería ajustarse aproximadamente a los siguientes porcentajes:

  • Entre un 10% y un 15% deberían ser proteínas.
  • Las grasas no deberían superar el 30% o 35%.
  • Los carbohidratos representarían entre un 50% y un 55% del total.

Relacionado con este artículo

Ahora bien, tanto en el caso de los hidratos de carbono como en los lípidos, es importante señalar ciertos matices, dado que en ambos casos existen unos más saludables que otros. Así, en el caso de las grasas pueden estas pueden ser saturadas e insaturadas, considerándose las primeras nocivas para el organismo, mientras las insaturadas son imprescindibles para el funcionamiento del cuerpo.

  • En la galería que acabas de ver hemos seleccionado una serie de 8 alimentos ricos en grasas saludables, las cuales, en muchos casos, no solo cuidan de tu salud cardiovascular, también constituyen eficaces aliados a la hora de perder peso, debido especialmente a su poder saciante.

LAs grasas también son buenas para tu cerebro

...Y no solo para mejorar las funciones cerebrales, también para tu estado de ánimo, la potenciación de la memoria o el desarrollo mental de los niños. Y es que las dietas altas en grasas saludables son un buen apoyo para el correcto funcionamiento del cerebro.

Una de las razones principales que hay detrás de esta afirmación es que los ácidos grasos esenciales como el ácido omega 3 y ácido omega 6 proporcionan la fluidez y flexibilidad necesarias para conseguir una membrana celular sana y flexible.

  • En consecuencia, mejora la función cerebral, el estado de ánimo, la memoria y la salud en general. También se ha demostrado que los ácidos omega 3 mejoran el desarrollo mental en los niños.

Tags relacionados