por que es tan dificil equilibrar la tension

Actualizado el

por que es tan dificil equilibrar la tension

Cuando el médico nos dice que tenemos la tensión alta enseguida pensamos que la culpable es la sal. Aunque es posible que, tras eliminarla por completo, la alteración persista.

Es uno de los grandes temas de debate de la Medicina actual: el estudio INTERSALT relacionó una alta ingesta de sal con la hipertensión; pero se ha descubierto que hay personas sensibles al sodio… y otras a las que no les afecta.

El exceso de sal no es el único culpable de la hipertensión

Yendo un poco más allá, un reciente estudio de la Universidad de Boston (EE. UU.) sugiere que su restricción total podría no ser la solución.

Relacionado con este artículo

Entonces... ¿por qué tu tensión se resiste? Pueden influir muchos factores.

HABITOS QUE SUBEN LA TENSIÓN

Determinados hábitos de vida, costumbres culinarias o factores externos pueden ser los verdaderos culpables de que no consigas regular tu tensión, incluso siguiendo las indicaciones de tu médico. Conocer a estos culpables "invisibles" es básico para controlar la alteración.

  • Usas envases de plástico. Un estudio de la Univ. de Alcalá de Henares sugiere que el bisfenol A presente en muchos envases puede subir la tensión.
  • Respiras aire "sucio. Inhalar aire contaminado podría provocar hipertensión incluso en personas jóvenes, según un estudio en Circulation Research.
  • Tomas antiinflamatorio. Si abusas de ellos, produces menos prostaglandinas, sustancias antiinflamatorias que ayudan a bajar la tensión.

El estrés, algunos fármacos, la contaminación... elevan la tensión

  • Pasas muchos nervios. Con el estrés segregas adrenalina, hormona que hace que se contraigan los vasos sanguíneos, lo que influye negativamente.
  • Abusas del azúcar. La Asociación Americana del Corazón sugiere que tomar más de 100 calorías en azúcares al día eleva notablemente la tensión arterial.

DORMIR mal puede SER UNA CAUSA

Existe una relación entre insomnio e hipertensión. Las personas con insomnio tienen el doble de riesgo de desarrollar hipertensión. La razón es que el descenso de presión que debería darse antes de dormir y durante las primeras horas de sueño nunca tiene lugar.

Relacionado con este artículo

Ocurre, según asegura el Dr. Julio Fernández-Mendoza del Centro de Investigación y Tratamiento del Sueño de la Facultad de Medicina de la Universidad Penn State (EE. UU.), porque el sistema nervioso está hiperactivo.

"El insomnio, como la hipertensión, está en muchos casos causado por una activación excesiva del sistema nervioso simpático y del eje hipotalámico-hipofisario-suprarrenal y esto se manifiesta por niveles elevados de algunas hormonas (como la norepinefrina y el cortisol)", explica el Dr. Julio Fernández-Mendoza.

Al dormir mal segregas hormonas que suben la tensión

Las personas con más riesgo, según los hallazgos de este equipo de investigadores, son los adultos que duermen objetivamente poco (menos de 6 horas). Estas personas presentan un riesgo muy elevado de hipertensión (de 3 a 5 veces más) y, por ello, deberían tratar su insomnio.

¿Y si tu microbiota está detrás?

En los últimos años se ha descubierto que las bacterias que viven en el intestino tienen un papel muy activo en muchos procesos biológicos del organismo e influyen sobre nuestra salud.

Los científicos creen que estos diminutos seres vivos también podrían ser en parte responsables de que a algunas personas les cueste la misma vida controlar su tensión.

Por qué se sospecha de ello

Los investigadores observaron que la tensión arterial en las personas que han tomado antibióticos puede cambiar. Y eso les llevó a pensar que quizá la variación se debía a que los fármacos eliminaban también determinadas bacterias "buenas" del intestino que influían en el control de la tensión arterial de algún modo.

  • Comprobaron que sí influyen. Un estudio publicado en Current Opinion in Nephrology and Hypertension demostró que, efectivamente, microbiota y tensión arterial están relacionadas.
  • Cómo afecta. La microbiota intestinal "termina" la digestión de los alimentos mediante la fermentación. Al parecer, durante este proceso se liberan sustancias capaces de regular el gasto de energía y de interferir en la metabolización de hormonas implicadas en la sensibilidad a la sal.

La flora intestinal podría regular la sensibilidad a la sal

  • Qué se estudia. Actualmente numerosas investigaciones tratan de concretar cómo influyen exactamente estas bacterias en la hipertensión. Por ejemplo, tal como explica para Saber Vivir el Dr. Nicola Wilck, Investigador del Centro de Medicina Molecular Max Delbruck (Alemania), se ha visto en animales que la sal en la dieta reduce la cantidad de bacterias Lactobacillus marinus en el intestino, capaces de "frenar" la producción de un tipo de células inmunitarias (TH 17) que se sabe que contribuyen al desarrollo de la hipertensión.

¿Qué puedes hacer tú?

Científicos de la Universidad Griffith (Australia) sugieren que tomar probióticos –sin abandonar el resto de los hábitos saludables– ayudaría a mantener en equilibrio los niveles de presión arterial.

  • Así puedes mejorar. Tomarlos regularmente, según el estudio, reduciría de media 3,56 mmHg la presión sistólica y 2,38 mmHg la diastólica (en comparación con quienes no los toman). Son alimentos probióticos el yogur, el kéfir, el chucrut... Inclúyelos a menudo en tu dieta.