Coronavirus

Los coronavirus son un grupo muy amplio de virus que afectan a las vías respiratorias. No todos son graves ni igual de contagiosos. Algunos son tan benignos como un simple resfriado, aunque otros más minoritarios tienen una tasa de mortalidad muy alta. En medio está el SARS-Cov-2, que es el que provoca la enfermedad COVID-19, convertida en una pandemia.

Coronavirus

Los coronavirus cogen el nombre de la corona que parecen formar cuando se ven a través del microscopio.

Por Blanca Rodríguez Ayala, Medicina general

¿QUÉ ES EL CORONAVIRUS?

El coronavirus no es diferente en esencia a otros virus. Se trata de un microorganismo que entra en el cuerpo de los seres vivos y utiliza sus células para duplicarse infectándolo.

Son virus que se encuentran sobre todo en los murciélagos. Pero mutan con cierta facilidad lo que permite que algunas variantes se adapten a otros animales.

Estas mutaciones explican que algunas variantes de coronavirus hayan llegado a los humanos y, en algunos casos, en forma peligrosa.

¿QUÉ ENFERMEDADES PROVOCA el coronavirus?

Las tres enfermedades más graves que hay hasta la fecha son:

  • Síndrome Respiratorio de Oriente Medio (MERS), que pasa de los camellos a los humanos. Empezó en 2012. Aún circula y es muy peligroso. Por fortuna, se ha extendido poco.
  • Síndrome Respiratorio Agudo Severo (SARS), que en el 2003 se inició en China y provocó varios centenares de muertos. Está prácticamente erradicado.
  • COVID-19 es la enfermedad de la actual pandemia, provocada por el coronavirus SARS-Cov-2, que apareció en diciembre de 2019. Es menos mortal que el MERS, pero mucho más contagioso, de ahí que se haya extendido más y, en números totales, ha provocado muchas más muertes.

¿CÓMO SE TRANSMITE EL coronavirus?

  • La forma más común de contagio del coronavirus es a través de las pequeñas gotitas de saliva que expulsamos al hablar o al toser.
  • Además de estas gotas hay otras, con un diámetro mucho más pequeño, que pueden quedar horas suspendidas en el aire. Es lo que se conoce como aerosoles.

También puede engancharse a nuestras manos si tocamos una superficie infectada, especialmente de plástico o metal. En el cartón y papel dura poco tiempo y la posibilidad de contagio es menor.

  • Al tocar esa mano infectada las mucosas de la boca, nariz o los ojos, el coronavirus puede penetrar en el cuerpo. En ningún caso entra directamente en el cuerpo a través de la piel. Según los expertos, es una vía de contagio posible pero poco probable.

¿CUÁLES SON LOS SÍNTOMAS DEL CORONAVIRUS?

Los síntomas del coronavirus son muy variados y en muchos casos fácilmente se confunden, sobre todo con la gripe común o un resfriado. Los más habituales son:

El mayor peligro es que nuestro sistema inmunológico no sea capaz de atacar al coronavirus en sus primeras fases y se extienda a nuestros pulmones convertido en una neumonía.

¿POR QUÉ ES NECESARIO HACER CUARENTENA?

Una vez la persona se infecta, los primeros síntomas pueden tardar en aparecer unos días.

Por eso es necesario que las personas que se hayan contagiado de coronavirus o sospechen de contagio estén aisladas lo más posible durante el tiempo que estén enfermas o durante 10 días, hasta confirmar que no se manifiesta la enfermedad.

Tratamiento del coronavirus

De momento, no hay ningún medicamento que cure el COVID-19. Algunos sí son eficaces (aunque no en todos los casos) para frenar la expansión del virus.

  • En casos leves, se recetan analgésicos para suavizar los síntomas.
  • En los casos que se complican el Remdesivir, un antiviral que fue desarrollado para tratar el ébola, ha demostrado su utilidad para frenar la gravedad del trastorno y acortar los días de ingreso hospitalario. Otro fármaco recomendable, sobre todo cuando el paciente necesita que le administren oxígeno debido a la neumonía, es la Dexametasona, un antiinflamatorio.

El consenso general es la previsión. Ponérselo lo más difícil posible al coronavirus:

  • Mantener distancias de uno a dos metros con otras personas.
  • Usar mascarilla.
  • Lavarse las manos con frecuencia y siempre que volvamos a casa o vayamos a comer. El gel hidroalcohólico es también una buena opción para desinfectarlas, sobre todo cuando no es posible lavarse las manos.
  • Ventilar con frecuencia las estancias.

Vacunación

El trastorno social, económico y sanitario ha hecho que se multipliquen a nivel mundial los esfuerzos por investigar y probar una vacuna contra este coronavirus.

El hecho de que ya hubiera ensayos clínicos para otros coronavirus ha acelerado el proceso. Esto ha permitido que, en menos de un año tras la notificación del primer caso de COVID-19, ya se estén administrando varias vacunas (como la de Pfizer o la de Moderna) para protegernos frente al SARS-CoV-2.
 

Más información sobre el COVID-19

Artículos de Coronavirus