Por Javier Mansa, terapeuta natural

Los cambios de temperatura, la humedad o el frío propios del invierno son el hábitat ideal para que proliferen trastornos respiratorios como la bronquitis, tanto si es de origen bacteriano como alérgico (propia de personas que ya tienen problemas de alergia).

En un caso u otro, existen remedios naturales que te pueden ayudar a aliviar los síntomas o a reforzar tus defensas para prevenirla.

drosera

1 / 6 Drosera, una planta que alivia

Reduce el espasmo de los bronquios, la irritación, la tos y ayuda a eliminar las bacterias que provocan bronquitis.

  • Se usa como tintura tomando 10 gotas 2 o 3 veces al día; o en infusión con miel (3 veces al día) hirviendo una cucharada de postre 10 minutos.
helirisco

2 / 6 Helirisco, para la bronquitis alérgica

Resulta de gran ayuda en las bronquitis de origen alérgico ya que actúa sobre las glándulas suprarrenales aumentando la producción de corticoides (sustancia antiinflamatoria).

Efectiva cuando hay rinitis, conjuntivitis o tos de origen alérgico.

  • Lo encuentras en extracto líquido o en cápsulas. La dosis a tomar es de 500 a 1.000 mg al día.
gargaras-tomillo 43b9154d 1200x710

3 / 6 Tomillo, la planta limpiadora

Esta planta “limpia” el aparato respiratorio y digestivo. Y esto es clave ya que en este último se concentra entre el 70 y el 80% de la actividad inmune de todo el organismo.

Esta planta, además, es desinfectante y fluidifica la mucosidad para que sea más fácil eliminarla.

  • Se prepara cociendo 3 cucharadas en un litro de agua 5 minutos. Tómala bebida o haz gárgaras 2 o 3 veces al día.
propoleo

4 / 6 Propóleo, activa las defensas

Además, de antimicrobiano, antiinflamatorio y analgésico, favorece la cicatrización y también activa las defensas.

  • Durante la bronquitis se toma 500-1.500 mg al día de extracto seco hasta que se nota mejoría.
  • Y como preventivo, de 500 a 1.000 mg un mes, se descansa 15 días, y se repite otro mes.
equinacea

5 / 6 Equinácea para curar y para prevenir

Aumenta la actividad de los linfocitos (células inmunitarias) en un 30%.

  • Durante el trastorno se toma de 500 a 1.500 mg al día de extracto entre 7 y 20 días.
  • Como prevención, de 500 a 1.000 mg diarios 20 días, se descansa otros 20 y se vuelve a repetir la toma.
remedios caseros

6 / 6 Remedios caseros para respirar mejor

  • En una olla de acero inoxidable hierve 1 litro y medio de agua, 2 cucharadas de eucalipto, 2 de tomillo, y 2 de romero y una cebolla troceada. Lleva la olla a la habitación y respira los vahos durante la noche.

Los vahos de estas plantas medicinales ayudan a calmar la tos, a fluidificar la mucosidad y a respirar mejor. Otra opción que también da buenos resultados es:

  • Preparar una decocción con 1 litro de agua y 4 cucharadas de mezcla a partes iguales de drosera, tomillo, saúco, hinojo, llantén e higo seco.

Tags relacionados