Soledad López
Soledad López

Periodista especializada en salud

Diseñan una app de móvil que permite personalizar las lentillas
iStock by Getty Images

Las lentillas podrían ser la solución perfecta para miles de personas que no desean llevar gafas. Sin embargo, no siempre se adaptan al ojo del usuario, lo que puede provocar el abandono.

Y es que, a pesar de cada ojo es diferente, las lentillas no suelen hacerse a medida del usuario.

Un estudio publicado en la revista Contact Lens Spectrum revela que una de cada cuatro lentes de contacto blandas estándar no puede proporcionar una adaptación óptima basándose únicamente en el diámetro de la córnea.

"Una cuarta parte de las personas que usan lentillas deja de utilizarlas porque tiene molestias debido a que no se ha hecho una adaptación adecuada", señala David Merino, investigador y profesor de los Estudios de Informática, Multimedia y Telecomunicación de la Universitat Oberta de Catalunya (UOC).

Una situación habitual hoy en día que podría ser historia gracias a MoCoTo, la aplicación móvil creada por el equipo de investigadores de la UOC liderado por Merino que permite personalizar las lentes de contacto.

Lentillas a medida

Esta aplicación permite utilizar el móvil como un topógrafo corneal, es decir, una herramienta que calcula la forma exacta de la córnea para poder así adaptar las lentes de contacto a la curvatura corneal de cada persona.

  • Cabe recordar que la lentilla está en contacto con la córnea (la superficie frontal transparente y en forma de cúpula del ojo).
  • Así pues, al diseñar la lentilla es muy importante que se adapte bien a la superficie de la córnea que es esférica.

Pero la realidad es que lo más usado son lentillas de curvatura estándar.

"Solo algunas ópticas cuentan con un equipo para personalizar las lentillas", señala Merino. "La idea es que este topógrafo integrado en el móvil llegue a todas ellas con un precio más asequible, por debajo de mil euros", avanza el investigador.

Cómo funciona el topógrafo móvil

MoCoTo es el primer topógrafo móvil que calcula la forma de la córnea y, según explican desde la UOC, funciona de la siguiente manera:

  • Lleva un accesorio similar al objetivo de una cámara que se adapta al móvil y sirve para iluminar el ojo.
  • A través de una aplicación, el móvil hace una foto del reflejo de la luz en la córnea y calcula su forma.

De este modo "el óptico puede personalizar las lentillas del cliente y ofrecer un mejor producto", explica Merino.

Causas de abandono de la lentillas

Son varios los motivos que provocan el abandono de las lentillas:

  • Las molestias que provoca su uso porque no se adaptan bien a los ojos del usuario es la principal razón.
  • Las dificultades para manipular y colocar las lentes de contacto también provoca que algunos usuarios desistan.
  • Los cuidados higiénicos diarios que exige una lentilla, a diferencia de las gafas, también supone un trabajo extra para algunas personas.
  • La visión deficiente. Una mala prescripción de las lentes de contacto o la elección de unas lentillas de baja calidad puede provocar una mala visión.

También puede detectar enfermedades

El topógrafo corneal no solo sirve para diseñar lentillas a medidas. También es útil para detectar enfermedades de la córnea y hacer un seguimiento de las lesiones en esta zona.

En concreto, se utiliza principalmente para diagnosticar el queratocono.

  • Este trastorno aparece cuando la córnea se adelgaza y sobresale en forma de cono.
  • La córnea en forma de cono provoca visión borrosa y sensibilidad a la luz.
  • Suele aparecer entre los 10 y los 25 años de edad y progresa lentamente.
  • En las primeras etapas puede corregirse con lentes de contacto, pero con el tiempo puede necesitarse un trasplante de córnea.

"En la última década ha aparecido un tratamiento que permite parar el avance de esta enfermedad", señala David Merino.

Un producto, de momento, para profesionales

MoCoTo de momento va dirigido solo a profesionales de las ópticas, explica el investigador. Y es lógico porque son ellos los que asesoran al cliente en la elección de la lentilla.

Sin embargo, el investigador señala que en un futuro tienen previsto explorar otros usos.

Por ejemplo, podría servir para que los pacientes puedan utilizarlo para hacer un seguimiento de enfermedades de la córnea que les hayan diagnosticado.

Además, al ser un equipo portátil, esta app puede llevarse a zonas remotas y usarse en personas con problemas de movilidad.

En definitiva, se abren un sinfín de posibilidades que pueden ser de gran ayuda en problemas de visión relacionados con la curvatura corneal.